pensar en Pueblos originarios cuando hay un acampe en la 9 de Julio

 

Pensar en pueblos originarios en la ciudad es pensar en la invisiblidad, en pobreza extrema y de miles de adjetivos más que lamentablemente se encuentra recurrentemente tanto en Argentina como toda latinoamerica.

Pensar en avenida de Mayo y 9 de Julio y el acampe Qom es pensar en Felix Diaz y esa palabra QOM, que pocos conocían antes del 2010 y 2011, pues antes la mayoría le decían Tobas, para muchos es hablar de historia pasada, pues varios creían en el 2011 que al no verlos más en esa esquina era porque todos los problemas estaban solucionados, pero los que aún seguíamos en contacto con Felix sabíamos que los problemas no se habían solucionado, y que las amenazas y atentados contra su comunidad y su familia iban en aumento, y lo que muchos desprevenidos no sabían que no era solo los Qom los que tenían problemas en Formosa, que existían otros pueblos en esa provincia y que se llamaban Nivacle, Pilaga, Wichi, y este último pueblo no estaban solo en Salta, pues muchos creían que solo estaban en esa provincia norteña, pues siempre se los asociaba con los niños desnutridos Wichi de Salta.

Entonces nos topamos que en otras provincias existen los Wichis, y que no solo los Qom de Formosa están extrema urgencia, los Qom del Chaco mueren por desnutrición, tuberculosis, chagas y estas muertes están antes que Nestor Femenias apareciera y que todavía las muertes continúan, y por si acaso si alguien no se cuerda, Nestor es el niño que Capitanich decía que era un caso aislado de muerte por tuberculosis, lamentablemente no es el único, y esto lo puede asegurar las enfermeras y agente sanitarias indígenas que están en Bermejito, que por atender más de 50 casos en el Hospital Nestor Kirchner de Bermejito fueron despedidas, o amenazadas de ser trasladadas, pues evidenciaban que son demasiados los casos de tuberculosis en Argentina.

Pareciera que en este país llamado democrático, es un delito mostrar la realidad de los pueblos originarios, es un delito decir que hay ausencias del estado, e insensibilidad de la sociedad.

Por eso mismo hay que recordar que el acampe que está actualmente en la avenida de 9 de Julio, es solo una muestra de los miles de casos de injusticia, que son muchos los que tienen la misma realidad y que son varias las comunidades que están presentes en el acampe y que no hay un solo líder, que no hay una sola comunidad, que son muchas y que si el día de mañana no está la carpa, los problemas de los pueblos originarios no es que desaparecieron, pues si caminas por congreso o por la avenida paseo Colon(a una cuadra de la casa rosada), o por La Matanza, o Quilmes, vas a encontrar varios hermanos de descendencia de pueblos originarios que sufren necesidades y que viven en la calle y que no tienen acceso real a sus derechos, y nadie está juntando firmas por ellos, y nadie se acerca a esos hermanos que sufren las mismas necesidades, como los Huarpes de San Juan o los mapuches de la Patagonia, todos ellos son seres humanos, pero no tienen derechos que confirme esto.

Por eso la búsqueda desde el acampe es lograr soluciones definitivas para las comunidades de Formosa y no solo para Felix Diaz y la comunidad la Primavera, sino también para todos los pueblos que se acerquen y se quieran sumar a la lucha.

Todos los días pasa la gente para dejar una donación o firmar un escrito en donde reza que están apoyando al acampe y a las acciones que estos definan.

Pero también es bueno recordar que hay otros pueblos que están ausentes, pero porque no tiene los recursos para viajar y acampar en Buenos Aires no están siendo vistos y que estos pueblos también necesitan el apoyo y la atención del estado y de la sociedad.

La lucha no termina, continúan en diferentes frentes, y se debe acompañarlas y sostenerlas para que se puedan escuchar los reclamos, las voces, los silencios, los llantos de miles de hermanos que piden trabajo, agua, luz, caminos, educación, salud, transporte, sobrevivir, ser feliz y no ser perseguidos por cometer el único delito que es ser originario y reclamar sus derechos.

Muchas son las acciones de los pueblos originarios en toda Latinoamerica para reclamar sus derechos, a veces tienen un pico de atención en la medida de su exposición en los medios, pero al pasar el tiempo deja de ser tapa, y siempre se vuelve a lo mismo, promesas, intenciones, alardes, pero nada constante y consistente.

Por eso muchos dirigentes están cansados, y desconfían de las promesas, tanto de las personas, como de los estados.

Por eso se observa que no son las leyes, las que deben cambiar, sino que las personas cumplan con sus palabras, que la sociedad sea más sensible ante la realidad inhumana, y que los gobiernos no evadan los reclamos y concreten acciones para salvas las vidas y las esperanzas de los pueblos que existían antes que los estados.

ACAMPE 28

 

ACAMPE 27

 

ACAMPE 29

 

ACAMPE 30

 

ACAMPE7

 

ACAMPE 1

 

ACAMPE 2

 

ACAMPE 4

 

ACAMPE 5

 

ACAMPE 6

 

ACAMPE 8

 

ACAMPE 9

 

ACAMPE 10

 

ACAMPE 11

ASAMBLEA DE LOS PUEBLOS ORIGINARIOS EN EL SENADO DE ARGENTINA

Si bien el titulo suena alentador, lamentablemente no fue una reunión con los senadores, más bien una senadora le presto un espacio, y solo tuvieron una reunión los formoseños en el 5 piso del senado el día viernes 6 de marzo, allí se aprovechó para que los hermanos puedan debatir entre ellos para lograr construir una estrategia a seguir.

En ese espacio se reunieron los dirigentes representantes de Formosa, que  integran la organización de QOPIWINI que son los pueblos QOM, PILAGA, NIVACLE, WICHI.

También estuvieron presentes una representante del pueblo mapuche, y un representante de la mesa permanente de derechos humanos de los pueblos originarios, que es del norte, y un comunicador originario de Córdoba.

En la reunión se habló del marco histórico, jurídico y de la actualidad de Formosa y de Argentina, en donde no se cumple el respeto a los derechos humanos, tanto fue el debate y la indignación que se consensuo en hacer un escrito para presentarlo ante el gobierno.

Tuvieron la palabra dirigentes, referentes de la lucha de los pueblos originarios, y el auditorio estaba solo presentes hermanos originarios y todos ellos coincidieron en luchar en un objetivo común para así poder lograr un avance.

Se debatió de que en el rio Bermejo cruza algunas comunidades, pero ellas no tienen acceso al agua puesto que no le permiten el riego ni acceder a los canales que cruzan por su comunidad. La necesidad de la luz, fue otro tema recurrente, a pesar de que los cables pasan cerca, las comunidades no tienen acceso a tal servicio, tampoco a caminos buenos y esto implica tener una carencia en salud y a la educación.

El petitorio pretende exigir acciones concretas para mejorar la calidad de vida, protección de los hermanos, la no persecución y el fin del genocidio que son víctimas constantemente, así como la recuperación del territorio, y la posibilidad de proyectos productivos para lograr la autosuficiencia.

Es necesario crear una puerta y un espacio en donde se pueda recepcionar las denuncias y los reclamos de las comunidades, esos fueron las palabras de los hermanos originarios.

“Hay reclamos en los que debemos utilizar mecanismos ilegales, como ser corte de ruta, entrar en un terreno que dice ser privado, pero que son de los pueblos originarios y que no nos dejan entrar, pero si no hacemos eso que es ilegal nadie te escucha.

Lo ilegal a veces es más productivo que lo legal”, el hermano Felix declara  ante el público presente.

“Problemas tenemos todos en todas las comunidades, en cada comunidad es la misma realidad, debemos hacer una acta para entregar una copia a todos los pueblos originarios presentes, pero también realizar una propuesta, hacer un documento y presentarse ante la casa de gobierno y exigir a la presidenta que se cumpla y de lo contrario realizar acciones fuertes, pero al hacerlo debemos estar preparados para hacer frente a las represalias del estado a través de la policía”, dictamino Díaz. De todos los dirigentes presentes, muchos de ellos fueron amenazados o instigados para ceder en su lucha, pero aun así están y apoyan la moción conociendo bien las consecuencias.

También pidió la única mujer presente, una mapuche, que la próxima reunión estén presente las mujeres, para que ellas también puedan hablar y debatir con los otros hermanos.

Algo que se discutió es que el acampe cansa estando mucho tiempo, es difícil sostenerlo, si bien es una herramienta, pero se debe hacer algo más, algo más superador, la mapuche recalcaba con conocimiento de causa.

Por eso se piensa en una movilización a la casa de gobierno, para entregar un petitorio y si en 3 días no se encuentra respuesta, pensar en ocupar un espacio, o acciones más drásticas hasta encontrar respuestas a los pedidos.

También se habló de los otros hermanos, que traicionan la lucha de todos, para lograr el beneficio personal, y que estos quieren minimizar la lucha de los pueblos originarios, y del gobierno que provoca el enfrentamiento entre los hermanos.  Se aclaró que las donaciones entregadas a las comunidades, si bien son un alivio, pero no debemos quedarnos en eso nomas, tenemos que aprovechar que el acampe es visible y reclamar soluciones de fondo.

Este documento escrito por los hermanos originarios también debe ser entregado a los organismos de derechos humanos, nacionales e internacionales, y que el reclamo no sea solo para los pueblos de Formosa, sino también para todos los pueblos de Argentina que sufren las mismas necesidades, pero se aclaró que cada pueblo que quiera sumarse al petitorio debe comunicarse con el acampe, pues no podían hablar por otros pueblos que no estén presentes.

“La figura del cazador debe ser el centro de la identidad de la lucha, pues el cazador es solidario, pero también tenaz, no vuelve del monte o de la selva sin una presa, sin un objetivo logrado, el cazador al volver a su comunidad con la presa reparta entre todos y no solo a su familia”, ilustraba Felix Diaz.

En la reunión se remarcó que todos somos iguales, autoridad o no, todos los hermanos presentes en esta reunión somos la voz de los pueblos originarios.

También en la reunión se habló en la lengua de cada pueblo, pues así se sentían mas cómodo para poder hablar, después de hablar en su lengua otro hermano tradujo al castellano.

La reunión fue emotiva pues se cargó de sentimientos y de dolor de tanta lucha y de tanta incomprensión, esto hizo que las lágrimas se hicieran presentes.

En todo momento se habló de que se apoya el trabajo en conjunto, pero que también se debía orar, para que este trabajo llegue a buen término.

Se acordó que la carta a la presidencia debe ser precisa en el reclamo, y que la presidenta debe responder y comprometerse en cumplir el pedido, pero por escrito, igual que los garantes y los organismos de derechos humanos que se comprometen con las comunidades también deben entregar por escrito el compromiso pautado.

El martes 10 de marzo a las 9 hs se dictamino marchar desde el acampe (avenida de Mayo y 9 de Julio) y presentar el petitorio primero a la casa rosada y luego a congreso y finalmente a la corte suprema.

ACAMPE 24

 

acampe 23

 

ACAMPE 25

 

ACAMPE 22

 

ACAMPE 21

 

ACAMPE 20

 

acAmpe 19

 

ACAMPE 18

 

ACAMPE 17

 

ACAMPE 26

Entrega de donaciones a las Comunidades Qom y Wichi:

El día 23 y 24 de enero se realizó un encuentro de pueblos originarios de Formosa, allí se creó un espacio alternativo de lucha desde los pueblos originarios.

Pero aprovechando esa ocasión se entregó donaciones de diferentes personas que se conectaron por face u otros medios a los administradores de la página web www.pueblos-originarios.com.ar

Se entregaron juguetes, medicamentos, ropa y calzados, también se entregó a la asamblea

de la organización de pueblos originarios de Formosa materiales para uso de ese encuentro, que eran marcadores, afiches, cartulinas lapiceras y cuadernos.

Allí a través de Marcela Cáceres y Nelson Vilca, se entregaron a 5 comunidades 5 botiquines de primeros auxilio,  los nombres de la comunidad son el silencio, laguna yema, el colorado, colonia Francisco Muñiz e ingeniero Juárez.

Como el encuentro del 23 y 24 de enero se comprometieron las 47 organizaciones y comunidades presentes a encontrarse el próximo 12 y 13 de Marzo en la comunidad de La Primavera-Formosa, para construir el estatuto de  la nueva organización de pueblos originarios de Formosa que se llama QOPIWINI LA FWETE. La página web www.pueblos-originarios.com.ar se comprometió con ese espacio nuevo para cubrir la actividad de Marzo en Formosa, por eso para aprovechar el viaje queremos llevar alimentos y medicamentos a las comunidades más necesitadas.

Estamos organizando y coordinando un viaje desde Buenos Aires y Córdoba Capital, para llevar alimentos no perecederos, medicamentos (nos referimos a los botiquín de primeros auxilio que usaran los agentes sanitarios), en segundo plano de importancia serian útiles escolares, calzados y o juguetes.

Nos comprometimos en viajar el 7 de marzo y entregar a las comunidades de Bermejito-Chaco, Las Lomitas-Formosa, La Primavera-Formosa, y estaremos presentes en el congreso de pueblos originarios de Formosa que se realizara en La Primavera el 12 y 13 de Marzo y el 16 de Marzo estaremos en Bermejito-Chaco en un congreso abierto de medicina que se realizara en el CIC,(centro integral comunitario), allí se reunirán el hospital de la zona, la comunidad originaria, y el ministerio de salud de la provincia del Chaco, será un debate abierto sobre la problemática de la salud en el impenetrable chaqueño.

Hoy los pueblos originarios no tienen la abundancia que tenían antes, hoy los pueblos originarios se mueren de desnutrición, chagas o tuberculosis, y nosotros podemos ayudarlos, estamos viajando el 7 de marzo a las comunidades y vos te podes comunicar a estos teléfonos, en Córdoba a Nelson Vilca al 011-1536164751 o Matias spignola al 0351- 156241767, y en Buenos Aires a Ruben Ifran al 011-1550486635, comunícate antes del 6 de marzo, después de esa fecha ya estaremos lejos ya viajando, queremos agradecer de paso a Ezequiel que desde Jesus Maria (Córdoba) está organizando un concierto para juntar alimentos no perecederos.

También nos podes ayudar realizando una donación a la cuenta Caja de ahorro Nro.: 1525219029

CBU: 0110152830015252190297

DNI: 25080811 Nelson Vilca

Sucursal: 9202 – Barrio. San Martín – Córdoba-Argentina

Saludos y gracias por todo…Nelson Vilca

comunicador originario

www.pueblos-originarios.com.ar

contacto:011-1536164751 o al email: vilca.nelson@gmail.com

________________________________________________

VÍDEO DE LOS LUGARES A DONDE ENTREGAMOS LAS DONACIONES:

https://www.youtube.com/watch?v=hCWuEReqXEE&list=UUrT8e-EsJFLSe1ofYcSb2Gg

agente sanitario wichi de la comunidad El Colorado habla de la poca ayuda en Formosa a las comunidades, no recibe medicamentos para ayudar a los pacientes, y tambien habla de la persecución politica por ser militantes por los derechos de los pueblos originarios. mas info enhttp://www.pueblos-originarios.com.ar/ entrevista realizada por Nelson Vilca

https://www.youtube.com/watch?v=qT1rIHbcl7c&index=14&list=UUrT8e-EsJFLSe1ofYcSb2Gg

Registro fotografico de Nelson Vilca a la comunidad Wichi colonia Francisco Muñiz a 7 km de las Lomitas-Formosa, alli en esa comunidad, fuimos atacados, con machetes, palos y cadenas y amenazados con armas de fuego, por enviados del gobierno que no querían que filmáramos y denunciáramos la persecución a los pueblos originarios.

https://www.youtube.com/watch?v=EvfioJMDRpY&feature=youtu.be

entrega de donaciones a las comunidades Qom y Wichi de Formosa en el 2015
fotografía de la entrega de donaciones a las comunidades Qom y Wichi de Formosa 2015, esto se realizo en la comunidad El Colorado en el congreso de pueblos originarios de Formosa, la entrega fue realizada por Marcela Caceres y Nelson Vilca que colaboran con la pagina web www.pueblos-originarios.com.ar el contacto es vilca.nelson@gmail.com o al cel 011-1536164751 y el 7 de marzo del 2015 partimos de nuevo a las comunidades Qom y Wichi si nos quieres volver ayudar comunícate con nosotros.

 

DONACIONES 0

 

DONACIONES 1

 

DONACIONES 3

 

DONACIONES 4

 

DONACIONES 8

 

DONACIONES 9

 

DONACIONES 10

 

DONACIONES 11

 

DONACIONES 12

 

DONACIONES 13

 

DONACIONES 14

 

DONACIONES 15

La única verdad es la realidad (situación en Bermejito-Chaco 2015)

Son muchas las denuncias que se han realizado en Bermejito, Chaco sobre la situación de desnutrición, tuberculosis, Chagas, deshidratación y todo sigue igual, yo realice una entrevista en el 2008 en Bermejito, y todo sigue igual, se dictamino un amparo del tribunal supremo de Argentina en el 2007 en donde se obligaba al estado provincial y nacional realizar acciones evitar tantas muertes por desnutrición y tanto olvido a los derechos de los pueblos originarios, pero ahora todo sigue igual, la ayuda que se recibió no se modificó para estar a la altura de inflación existente, la ayuda económica es insuficiente a la demanda actual, se olvidó un poco el tema y volvió a rebrotar la misma situación de siempre, corrupción, olvido, Chagas, desnutrición, tuberculosis, genocidio.

Lo que encontramos al volver a Bermejito después de estar en el 2008 fueron testimonios de enfermeras que acusan al Director del hospital Nestor Kirchners, que cobra al indígena originario 600 pesos el tratamiento de pastillas para la tuberculosis, este tratamiento debería ser gratuito.

Estas enfermeras y agente sanitarias son mujeres sencibles, simples trabajadoras, que por ayudar a los enfermos de tuberculosis, son despedidas, pues ellas evidenciaban la verdadera magnitud del problema, y al  aumentar el número de pacientes atendidos provocarían una alarma y emergencia sanitaria que haría un llamado de atención a la dirección de salud de la provincia y nación, es preferible ocultar que solucionar el problema.

La pobreza, el olvido, el hambre, la corrupción, el aprovecharse del vulnerable, son las constantes que provocan en un país rico, la muerte de los pobres para que los ricos no los vean.

La única verdad es la realidad, es lo que constantemente dice un argentino, común y corriente llamado Juan, que podría un ser un Pedro o un Luis cualquiera, pero este señor se dedicó a visualizar la problemática, para que esta situación termine, ayuda a los enfermos en sus necesidades y a los operadores de la justicia y de la salud que les importa el bienestar de los pueblos originarios, pero el hacer esto hace que se conviertan en  un obstáculo para los capataces, para los intendentes, los mandamas, los ministros, los Infranz, los ciegos y sordos del mundo que les molesta la pobreza y el dolor, pues estos últimos prefieren no saber, no escuchar, no mirar, no ayudar, no hacer nada, solo seguir su vida y que todo continúe igual.

En una conferencia de prensa un  tal Capitanich, dijo que era un caso aislado la muerte de Nestor, un niño indígena que muere de tuberculosis, que fue detectado, por una agente sanitaria indígena, y que subió la foto de este niño en Facebook y esto provoco que el director del Hospital Nestor Kirchner de Bermejjito, le prohíba subir más fotos de los niños, pues evidenciaba lo que todos quieren ocultar.

Son muchos los casos de tuberculosis,  como nos contó una enfermera que cobraba 800 pesos por mes, que trabaja a veces 29 días al mes, sábado y domingo de 6 a 22 hs pues a veces realiza doble turno.

Ella al asumir el cargo de enfermera y encargada de la atención de todos los pacientes de tuberculosis, un encargado del hospital le indico que atendiera a los pacientes de tuberculosis de forma light(liviano), por desgracia para este encargado del hospital Nestor Kirchner, la enfermera, no sabía lo que significa la palabra light, y entendió que debía ir a fondo, a curar hasta el último paciente de tuberculosis, entonces interno a 40 pacientes y a treces más pidió su tratamiento y quería ir a comunidades vecinas para buscar a más pacientes, pero para ello pedía la ambulancia, pues ella se caminaba todo para encontrar a los pacientes, pues no tenía moto o bici para hacerlo, y los pacientes no podían trasladarse, pero esta enfermera por hacer su trabajo fue despedida.

Son muchos las denuncias por eso también le dejamos una lista de videos en donde se escucha y se ve los reclamos y las denuncias, pero lo más lamentable, es que siguen las mismas falencias, la gente sigue tomando agua del charco, no hay agua potable, ni red que le suministre tal elemento, las donaciones que son entregadas al hospital o algún puntero político que dice ser dirigente indígena se queda  con las donaciones para uso personal y no le entrega  a la comunidad esas donaciones.

Y las enfermeras y agentes sanitarias que denuncias estas falencias o el excesivo número de casos de desnutrición, tuberculosis, chagas o demás, son amenazadas si siguen con estas denuncias de ser despedidas o trasladadas a otro centro médico menor y alejado de las zonas más pobladas.

saludos…Nelson Vilca

comunicador originario

contacto 011-1536164751 email vilca.nelson@gmail.com

www.pueblos-originarios.com.ar

https://www.facebook.com/pueblosoriginarios.esclavitud

__________________________________________

vídeos entrevistas de la situación en el Chaco:

https://www.youtube.com/watch?v=lpbgKXck-_E&list=UUrT8e-EsJFLSe1ofYcSb2Gg

el pobre entiende al pobre y ayudo a Nestor Femenias niño que murió de tuberculosis, rolando es gomero y en la fiestas de fin de año se sintió mal, pues sabia que había gente que no tenia que comer, entonces se fue al hospital a ver la gente que estaba allí y encontró al papa de Nestor, 3 días le llevo que comer, luego el niño murió.entrevista realizada por Nelson Vilca

https://www.youtube.com/watch?v=GdKMiT87zkY&list=UUrT8e-EsJFLSe1ofYcSb2Gg&index=3

trabajador Social habla de pueblos originarios en Bermejito Chaco Argentina la situación del Centro integrador comunitario en Bermejito donde la intendencia no ayuda y entorpece toda colaboración a los pueblos originarios, entrevista realizada por Nelson Vilca

https://www.youtube.com/watch?v=p3VXpwOMvl0&index=4&list=UUrT8e-EsJFLSe1ofYcSb2Gg

entrevista de Nelson Vilca al Papa de Eva niña Qom que esta desnutrida en el Chaco-Argentina en enero del 2015, fuimos al hospital en Castelli donde esta internada la niña y donde no quieren que se sepa mucho de estos casos de desnutrición y tuberculosis

https://www.youtube.com/watch?v=6gBCpmSLcv4&index=5&list=UUrT8e-EsJFLSe1ofYcSb2Gg

despido a una enfermera por atender a tuberculosos y denunciar robo en el hospital en Bermejito, que se llama Nestor Kirchner y que tuvo como paciente a Nestor Femenía, niño que murio de tuberculosis, y que se intento por varios medios ocultar esta situación, y soledad que evidenciaba esto a través de su trabajo, fue despedida por ello.

https://www.youtube.com/watch?v=haxGhWQ2GFE&list=UUrT8e-EsJFLSe1ofYcSb2Gg&index=10

entrevista a una agente sanitaria Qom que denuncio el caso del niño indigena llamado Nestor Feremias, entrevista realizada por nelson vilca en enero del 2015

https://www.youtube.com/watch?v=6It-eLOUsRg&list=UUrT8e-EsJFLSe1ofYcSb2Gg&index=11

enfermera denuncia robo en hospital de Bermejito Chaco, esto vulnera la atención a los Qom, y tambien se comprueba la mala atención a los originarios, entrevista realizaea por Nelson Vilca en enero del 2015

https://www.youtube.com/watch?v=YMBKG3wcmV0&list=UUrT8e-EsJFLSe1ofYcSb2Gg&index=12

fotos de Nelson Vilca en la casa de eva, una beba victima de desnutrición y el olvido al pueblo Qom de Bermejito-Chaco

https://www.youtube.com/watch?v=V931eJkV0m4&index=13&list=UUrT8e-EsJFLSe1ofYcSb2Gg

entrevista de Nelson Vilca a una agente sanitaria Qom, en Bermejito, habla del agua no potable, en el lugar donde la entrevista, estaba a 100 metros de las casas de victimas de tuberculosis, deshidratación y desnutrición, y chagas

https://www.youtube.com/watch?v=Jl6PGbDBB64&index=15&list=UUrT8e-EsJFLSe1ofYcSb2Gg

casa de Nestor Femenías, niño muerto por tuberculosis foto por Nelson Vilca, hoy 2015 continua el hambre, el chagas, la tuberculosis, desnutrición, y deshidratación en Chaco y en toda Argentina , en esta serie de fotos veran niños realizando el simbolo peronista, lo hacen porque van los políticos a realizar campañas,pero cuando ganan, se olvidan de los pueblos, pero los niños los esperan pues saben que cada 4 años, pueden recibir zapatillas o un juguete, si hacen la señal peronista y los buitres (los punteros), les dan un bolzon, despues de la muerte de Nestor, de 7 años y enfermo de tuberculosis, manos anónimas entregan donaciones y ayudan a construir una ampliación a la casa de Nestor mas info http://pueblos-originarios.com.ar/

 

1

 

2

 

3

 

4

 

5

 

6

 

NESTOR 1

 

NESTOR 2

 

NESTOR 3

 

 

Creación de la Organización de los pueblos indígenas QOPIWINI LAFWETES

Después de una serie de reuniones y encuentros en el 2014 de las diferentes comunidades de los pueblos originarios de Formosa (Los Nivacle, Pilaga, Qom, Wichi), se pudo producir la creación de la organización de

los pueblos indígenas QOPIWINI LAFWETES.

En el 2014 se realizaron reuniones en Las Lomitas el 30, 31 de Mayo, en Bartolomé de Las Casas el 18 y 19 de Julio, en Laguna Yema el 14 y 15 de Noviembre, en el barrio Nanqom en Formosa capital el 5 y 6 de diciembre.

En donde varias comunidades participaron, algunas de ellas son Comunidades Pilagá El Perdido, La Línea, y El Simbolar, Comunidad Wichi de Isla Colón y San Martín, comunidad Qom, Bartolome de Las Casas, Comunidad Qom Potae Napocna Navogoh, Comunidad Pilagá, Rincon Bomba, Oñaidee, y Laq Fasanyie, comunidad Nivacle Rio Muerto, comunidad Wichí, Pozo del Mortero, comunidad Qom, Misión Laishi y Nanqom, Comunidad Wichi de tres Pozos Bazan,Comunidad Qom Misión Tacaglé, Comunidad Wichi Laguna Yema, Rafael Justo, federación Pilagá, comunidad Wichi El Potrillo, comunidad Wichi Las Bolivianas.

EL día 23 y 24 de enero del 2015 se realizó en el Colorado, comunidad Wichi, en la provincia de Formosa, el encuentro en donde se funda la creación de la Organización de los pueblos indígenas QOPIWINI LAFWETES, después de varios encuentros, de varias discusiones, de debates, de asambleas en el 2014, se logra a comienzos del 2015 concretar la unidad de todos los pueblos de la provincia de Formosa, con la esperanza de unir a mas pueblos y comunidades a esta organización que tiene como fin la unión de todas las comunidades, de todos los pueblos originarios, primero de la provincia de Formosa, y después se verá si las otras comunidades de otras regiones quieren participar en esta organización.

Esta organización se produce como respuesta a incesantes denuncias que no recibe respuesta o justicia para los pueblos originarios, se crea este espacio para producir la contraofensiva de tantos ataques, de tanta persecución y maltratos a los derechos humanos de los hermanos originarios.

La intención no es producir enfrentamientos, es producir un espacio de debate, de reflexión y de acción para construir una trinchera, una casa grande, en donde albergar a todas las comunidades que necesitan ayuda y hermandad, para enfrentar tanta injusticia, tanto olvido, tanta persecución.

En la cabeza de esta organización estaría provisoriamente, como vocero, el hermano Felix Diaz, el hermano Qom seria uno más, un integrante más de la asamblea en donde se tomaría las decisiones de la organización, pero para afuera seria el referente visible o vocero, pero la organización seria de todos y todas, y todos somos los que participamos y estamos en la toma de decisión, y esto se logra a través de la asamblea.

El nombre QOPIWINI viene de la abreviación de los nombres de todos los pueblos de Formosa, es decir, el pueblo QOM, PILAGA, WICHI Y NIVACLE. y la palabra LA FWETES significa desde la raíz.

Son 47 organizaciones y comunidades las que se juntaron para apoyar la creación de esta unión de todos los pueblos de Formosa, una vez producido la conclusión de crear la organización, se acordó  que el próximo  13 y 14  de marzo se realizara un encuentro en la comunidad La Primavera para la construcción del estatuto de la organización y se coordinara cómo será la cúpula o dirigencia de organización, si será a través de un consejo con un representante de cada pueblo o un dirigente cabeza de todo, pero lo que si se  tiene ya claro, que toda decisión se llevara por el debate en la asamblea.

La asamblea es la que decide toda acción a seguir y la comunidad de Felix Diaz, provisoriamente, sería la que coordina esta naciente organización.

En el congreso fueron varios los testimonios que nos llamaron la atención, uno de ellos es el pedido de los pueblos originarios de Formosa que piden la derogación del decreto provincial que habla de los pueblos originarios, pero que no se cumple en ningún momento.

Otro testimonio de los abuelos fue este. “El ICA (instituto de comunidades aborígenes), siempre nos termina matando en vez de ayudarnos”,

“el gobierno debe venir a hablar con nosotros, y resolver nuestros problemas, el gobierno no nos da nada, mata a nuestra cultura”.

Lo que se remarcó mucho en todo el congreso es que es la asamblea es la que decide, la comunidad de Felix Diaz sería solamente el representante provisorio, hasta que se decida una nueva autoridad, y esta decisión se tomó entre todos, porque es un camino de todos.

También se dijo que las oficinas del estado nacional y provincial son los que impiden la conformación de esta organización, por eso se volvió a recordar que nada se decide individual, será la asamblea la que toma la rienda de todo, y ya se confirmó  a los abogados que se comprometen a elaborar todos los requerimientos legales para la construcción de esta organización.

se escribirá  el borrador del estatuto y la votación del mismo en el próximo congreso que se realizara en la comunidad La Primavera donde lidera  Felix Diaz, la fecha de este encuentro será el 12 y 13 de marzo en Formosa.

Este congreso no se suspende a pesar de que Felix Diaz está realizando un acampe en avenida de Mayo esquina 9 de Julio en Buenos Aires.

Este acampe es para pedir justicia para su comunidad, protección y acciones que ayuden a salir de tanto olvido y explotación a su pueblo.

 

saludos…Nelson Vilca

comunicador originario

cel 011-1536164751

www.pueblos-originarios.com.ar

 

vídeo anunciando la creación de la organización

https://www.youtube.com/watch?v=_Un0glhInYw&list=UUrT8e-EsJFLSe1ofYcSb2Gg

Felix Diaz anuncia el inicio de una nueva organización de Originarios de Formosa en enero del 2015 en Colorado-Formosa, en donde se vinculan todos los pueblos de Formosa, es decir, Pilaga, Nivacle, Qom, Wichi, entrevista realizada por Nelson Vilca

https://www.youtube.com/watch?v=7cPhLySHj-U&list=UUrT8e-EsJFLSe1ofYcSb2Gg

Tejada dirigente Wichi de la comunidad El Colorado habla de la persecución a los pueblos originarios en Formosa

https://www.youtube.com/watch?v=0wb34623Y28&index=8&list=UUrT8e-EsJFLSe1ofYcSb2Gg

mujer dirigenta Wichi habla del rol de la mujer en la organización de pueblos, entrevista realizada en enero del 2015 por Nelson Vilca en Colorado-Formosa

WICHI COLORADO 13

 

WICHI COLORADO 1

 

WICHI COLORADO 2

 

wichi colorado 3

 

wichi colorado 4

 

WICHI COLORADO 5,1

 

WICHI COLORADO 6

 

WICHI COLORADO 7

 

WICHI COLORADO 8

 

WICHI COLORADO 9

 

WICHI COLORADO 10

 

WICHI COLORADO 11

 

WICHI COLORADO 12

EL INFORME BRINDADO POR EL GOBIERNO CHAQUEÑO, CONFIRMA QUE EL MAL DE CHAGAS SE PERFILA COMO UN DESASTRE HUMANITARIO

El 14 de noviembre del año pasado (2014)presentamos una denuncia administrativa dirigida al gobernador en ejercicio de Chaco, Juan Carlos Bacileff Ivanoff, que ha tenido por objeto plantear que el Mal de Chagas puede calificarse como un verdadero desastre humanitario, siendo El Impenetrable la zona roja.

 

En la denuncia señalamos que el asesino silencioso  (Mal de Chagas) amenaza y afecta la salud y la vida de miles de chaqueños. A partir de este dato objetivo, solicitamos que  se planifiquen y ejecuten todas las medidas socio-sanitarias integrales  que supone la tan pregonada atención primaria de la salud (APS), que adelanto se encuentra absolutamente ausente de implementación en Chaco.

 

Pusimos en conocimiento del gobernador que resultaba obvio señalar que las acciones, planes y programas que deben ejecutarse deberían ser implementados articuladamente entre los distintos ministerios y organismos del Estado dado que la tarea que se debe encarar supone múltiples connotaciones relacionadas con la pobreza, la educación de la población, la construcción de viviendas dignas, el eficiente funcionamiento de las áreas a cuyo cargo se encuentran la ejecución de las políticas socio-sanitarias, como también la aceitada programación de  las  vigilancias y evaluaciones entomológicas y de control vectorial, y del   sistema de fumigación, que  hasta ahora resultaron inútiles, costosos y discontinuos. Combinados todos estos factores, se produjo la multiplicación geométrica de las vinchucas y el aumento -sostenido y descontrolado- del Mal de Chagas, consolidándose  este mal endémico de manera extrema.

 

La preocupante respuesta del Estado

 

La respuesta brindada por el gobierno chaqueño, además de contener datos erróneos y falsos,  fue absolutamente insustancial, parcial, inconducente e incongruente para determinar una gestión oficiosa y proporcionada con la gravedad del contenido de la denuncia administrativa relacionada con el Mal de Chagas, que evidentemente como endemia se encuentra fuera de control y que por su entidad, efectos y consecuencias corroboraría  la hipótesis de  desastre humanitario.

 

Ante la precaria y desviada respuesta del gobierno, el 6 de febrero de este año el Centro Mandela presentó un severo cuestionamiento. En esta presentación se desarrollaron los fundamentos y las razones demostrativas de la insustancialidad, parcialidad, inconducencia e incongruencia, además de los errores y falsedades, del informe brindado por el gobierno chaqueño, como también las derivaciones y consecuencias que pueden derivar del contenido de la denuncia administrativa y de la entidad de la endemia del Mal de Chagas como posible desastre humanitario.

 

 

 

 

 

Los cuestionamientos del Centro Mandela

 

El cuestionamiento presentado ante el gobierno constó de tres partes; en la primera, se evaluó la escueta y elusiva respuesta confeccionada por quien está a cargo de la Dirección de Epidemiología del Ministerio de Salud de Chaco, bioquímica Bettina E. Irigoyen, especialmente respecto a lo informado  a fojas 6/7 de las actuaciones administrativas; la segunda, consistió en un crítico diagnóstico del Plan Estratégico 2013/2016 para combatir el Mal de Chagas,  que figura fojas 9/47;  y, por último, en la tercera fase desarrollamos nuestro aporte con el objeto de proponer conceptos que contribuían a combatir la transmisión vectorial de la enfermedad, que insistimos alcanza en El Impenetrable chaqueño la posible entidad de desastre humanitario.

 

Destacamos que la Directora de Epidemiología a/c se limitó a brindar una serie de datos, erróneos o engañosos e insuficientes, evitando dar una respuesta proporcional y adecuada con el  contenido de la denuncia partir de la grave calificación de desastre humanitario que tipificáramos respecto del Mal de Chagas en el Chaco, con epicentro en El Impenetrable, a pesar de que es la principal endemia de la región, con el agravante de hallarse fuera de control a 105 años de haber sido descripta por el científico brasilero Carlos Chagas.

 

Además de la insustancialidad del informe, consideramos una absoluta insensatez el contenido del mismo,  no sólo ante quién efectuó la denuncia administrativa, sino frente a amplios sectores sociales del pueblo chaqueño, justamente los más pobres y excluidos, que padecen las consecuencias de la inacción gubernamental, cuando que la creciente endemia del Mal de Chagas debiera ser considerada como una cuestión de estado. Contrariamente, en el informe se limitaron a esbozar trazos absolutamente desacreditados producto de los pésimos resultados que se ha obtenido hasta la fecha, cercanos a las acciones nulas, que entabla objetivamente la deslegitimación de la  gestión.

 

En relación al contenido del documento elaborado por la Dirección de Epidemiología vale destacar que se limitó a brindar información estadística plagada de errores, que lejos de satisfacer las inquietudes expuestas potenciaron las dudas y contribuyeron a la confirmación de que la enfermedad de Chagas Mazza en Chaco  se ha constituido en un verdadero desastre humanitario, siendo El Impenetrable la zona roja.

 

La tasa de natalidad de la Provincia del Chaco en el 2012 fue de 20,80‰. Según el Plan Estratégicos 2013/2016 para la prevención y control de la Enfermedad de Chagas en la Provincia del Chaco, surge que la población de la Región Sanitaria V es de 92.420 habitantes (foja 12), sin especificar en qué año se realizó dicho censo, por lo que podemos deducir que en el 2014 se produjeron alrededor de 1.922 partos, a los que habría que sumarle los embarazos perdidos, cifra que el Ministerio de Salud debería manejar.  Además, dicho plan señaló que la Región Sanitaria V presenta un índice de serología positiva para Chagas en mujeres embarazadas entre el 17,3 y el 34%, (foja 13). Para avanzar, tomamos  el promedio de 25,7%. Este dato coincide con una publicación de la Federación Argentina de Cardiología del año 2012, que señala al Chaco como la provincia que presenta mayor índice de embarazadas con serología positiva para Chagas. Entonces, por la aplicación de la simple regla de tres resulta que unas 494 mujeres embarazadas presentaron serología positiva para Chagas en el año 2014. Respecto a las familias que habitan El Impenetrable, si estimáramos en tres hijos el promedio de las madres embarazadas con serología positiva, la cifra de determinaciones que en el 2014 se debieron realizar (solamente a las embarazadas y sus hijos) sería de 1922 (partos) + 1482 (494 serologías positivas x3 promedio de número de hijos). El resultado era el siguiente: el sistema debió realizar 3.404 determinaciones, sólo a las embarazadas y sus hijos.

 

Si bien el informe de la Directora de Epidemiología  habló de  la provincia, entendimos que las cifras de determinaciones serológicas para Chagas realizadas durante el año 2014, que suman  3.689, corresponden solamente a la población que vive en El Impenetrable. Además, que a la cifra citada en el  informe se debe restar las 440 muestras de población escolar y el 979,20‰ (recordemos que la tasa de natalidad es del 20,80‰) de las realizadas en los camiones sanitarios (2.300) ya que en tales unidades móviles  se atendió a la población general, no sólo embarazadas. Aún asumiendo que las 900 determinaciones serológicas efectuadas por la red pública fueran determinaciones serológicas exclusivamente realizadas a embarazadas y a los hijos de las infectadas, es claro que las determinaciones acusadas fueron  por demás deficitarias, rondando -en el mejor de los casos- 948  contra las 3.404 que deberían haberse realizado sólo a las embarazadas de la Región Sanitaria V durante el año 2014, lo que constituye un dato escalofriante porque mantiene  al Mal de Chagas “en la sombra”, producto de la falta de diagnóstico y tratamiento certero. Se sumó el agravante de haberse realizado otras 2.740 serologías para atender una población de 92.420 habitantes, lo que representa que se efectuó serología para Chagas a menos de un 3% de la población de la Región Sanitaria V, cifra muy lejana del porcentaje de infectados que ostenta, trágicamente, Chaco y, especialmente, la Región Sanitaria V

 

Defectuoso tratamientos de enfermos

 

En materia de tratamiento de enfermos de Chagas  se indicó que durante el año 2014 se efectuaron 440 tratamientos tripanocidas, asumiéndose que no existe en la Provincia del Chaco un censo actualizado de población portadora del Tripanosoma Cruzi,  teniéndose como una cifra actualizada la presencia de serología positiva en el 25,7% de las embarazadas de la Región Sanitaria V, porcentaje que podría traspolarse  a la población total, por lo que resultaría que del total de la población (92.420 habitantes de El Impenetrable) existirían estimativamente 23.751 portadores del parásito. Estos datos no surgen, como ya fue explicado, del Plan Estratégico 2013/2016, elaborado por el Ministerio de Salud de la Provincia, lo que constituye una práctica continua y permanente para ocultar el Mal de Chagas. Señalamos que resultaban sumamente insuficientes los 440 tratamientos informados como que fueron efectuados durante el año 2014  si los contrastamos con las 23.751 serologías positivas, cifra que sería  abrumadoramente escasa si el dato abarcara la población total provincial.

 

Fracaso en el control vectorial

 

En materia de control vectorial en el informe se advirtió que “se visitaron 2.011 viviendas y se rociaron 1.883”, suponiéndose que hacían mención a la población de El  Impenetrable. Para poner en evidencia las fallas y los graves defectos del informe, sin perjuicio de que se  retacearan o manipularan algunos tramos de los datos, lo concreto es que no se fumigó el total de las viviendas visitadas.

 

Lo cierto es que las 1.883 viviendas fumigadas representan para El Impenetrable apenas el 15,69%, lo que resulta altamente deficitario y revelador del pésimo abordaje de la lucha contra el vector. Además, si esas 1.883 viviendas no fueron re fumigadas en un plazo de 4 meses, el porcentaje de control vectorial cae a la lamentable cifra del 0%, que es lo que sistemáticamente ocurre después de que se realizan ampulosas campañas de fumigación, que no tienen la continuidad y periodicidad necesaria para abatir las vinchucas y proteger a los ranchos, que terminan siendo intensamente colonizados por el vector.

 

Otras severas irregularidades

 

El Ministerio de Salud no informó el esquema de tratamiento y protocolo de seguimiento que se exige  a los médicos tratantes  en lo referente a la administración de Benznidazol, lo que puso en evidencia el fracaso de la asistencia sanitaria, que es lo mismo que decir que las vinchucas y los enfermos  se multiplicaron.

 

Tampoco se informó sobre la infraestructura necesaria para efectuar control de hemograma, enzimas hepáticas y creatinina a todos los pacientes tratados, como exige el protocolo, aunque  la realidad muestra que no se cumple con tal protocolo, o sea que el sistema fracasa.

 

No se informó si el sistema sanitario lleva registro de los pacientes de los tratamientos efectuados,  la respuesta a los mismos,   las reacciones adversas y sus seguimientos, teniendo en cuenta que esto es imprescindible para evitar complicaciones gravísimas, que pueden llevar a la muerte. En realidad, no informaron porque no llevan tal registro, lo que corrobora el fracaso del sistema asistencial.

 

En relación al operativo de abordaje territorial llevado a cabo en febrero de 2014 en la Región Sanitaria V, informaron que se evaluaron y fumigaron 765 viviendas, lo cual es un error o falsedad. En febrero de 2014 se abordó el Módulo I, en El Sauzalito y su área de influencia, con un total de 2.525 viviendas, de las que se fumigaron alrededor de 900. En marzo de 2014 el Operativo se trasladó al Módulo II, en Comandancia Frías y Fuerte Esperanza  y los parajes aledaños, en donde sobre un total de 1.469 viviendas se fumigaron menos de 100.

 

Los datos esgrimidos por la Dra. Irigoyen surgen del informe presentado al finalizar el Módulo I por los integrantes del Plan Provincial de Chagas, en el cual no se tuvo en cuenta la información perdida al desaparecer dos de los siete GPS utilizados para la georeferenciación en El Sauzalito, con la consecuente pérdida de los datos de las casas georeferenciadas, que estimativamente fueron 200, ni las aproximadamente 100 viviendas que se fumigaron en el Módulo II, que no fueron georeferenciadas. Sin embargo, esas viviendas sí figuran en las planillas confeccionadas al visitar los domicilios, tanto por los agentes de Chagas de Chaco  como también por los integrantes de la Dirección de Salud Indígena. Todo esto demuestra la total falta de información que el Ministerio de Salud maneja a la hora de efectuar las estadísticas, sin siquiera tener en cuenta que esta subestimación de datos lesiona aún más las ya paupérrimas cifras que arrojó el costoso y publicitado Mega Operativo.

 

Entonces, quedó demostrado que con el informe rendido por el Ministerio de Salud el 14 de enero de 2015 se intentó distraer la atención con datos inconducentes, plagados de errores, falsedades e incoherencias, demostrativos del pésimo funcionamiento del sistema sanitario en la publicitada lucha que se atribuye contra el Mal de Chagas. Lo concreto y objetivo es que el informe no dio ninguna respuesta, mínimamente certera y objetiva, a todo lo planteado en la denuncia administrativa formulada por el Centro Mandela, ignorándose absolutamente todo lo planteado a pesar de que se trató de proteger (con la denuncia) el bien o activo social estratégico que significa  la salud pública y el combate contra una de las endemias más duras y crecientes instalada en Chaco desde hace décadas, que es la fatídicamente enfermedad de Mal de Chagas.

 

No se ejecutó el  Plan Estratégico 2013/2016

 

El informe brindado sobre el proceso de evaluación del Plan Estratégico 2013/2016 destinado a la prevención y control de la enfermedad de Chagas en Chaco aparentó amplitud, pero mereció una fuerte crítica del Centro Mandela.

 

Entrado el 2015, habiendo transcurrido el 50% del tiempo estipulado para el cumplimiento del Plan Estratégico 2013/2016,  la crudeza y consecuencias que acarrea la Enfermedad de Chagas Mazza permite asegurar que el referido Plan es una mera o simple expresión de deseos, poco serio. Esto surge de confrontarlo con lo que debería ser un plan de acción para luchar contra una enfermedad que provoca “muertes evitables” de miles de argentinos al año.

 

Concretamente, y cada vez con mayor fundamento en la realidad, la situación sanitaria actual en Chaco puede ser categorizado como de desastre humanitario  si objetivamente se evalúa la consolidación y expansión de la endemia del Mal de Chagas, en íntima relación con otras enfermedades endémicas y no endémicas que campean en el territorio provincial, actuando como caldo de cultivo no solo el mal funcionamiento del sistema socio-sanitario, sino el cuadro generalizado de pobreza, indigencia, inequidad e injusticia comunitaria y, por fin, de definida exclusión social, fundamentalmente de la población rural que vive en la zona de monte y de aquellas que residen en áreas urbanas y peri-urbanas de localidades existentes en áreas, territorialmente ubicadas o extendidas, donde todavía existen  monte nativo chaqueño.

 

Resultó increíble y científicamente inaceptable  que el Gobierno de la Provincia del Chaco, a través del “Ministerio de Salud Pública,  Subsecretaría de Prevención y Promoción de la Salud, Dirección de Epidemiología, Programa de Prevención y Control de la Enfermedad de Chagas”,  informara  tamaña  contradicción e inexactitud. Resulta aún más grave que la actual Directora de Epidemiología  rubricara con su firma (foja por foja) el citado Plan Estratégico, que podría ser considerado una estafa a la opinión pública en función de los escasos o nulos resultados logrados a través de la mala implementación o falta de implementación del citado Plan, que naturalmente consolidó la endemia de Chagas, que se expande soberanamente en el norte/oeste del territorio chaqueño como un flagelo al que no se controla ni se ataca.

 

Las inesperadas  confesiones de Salud Pública

 

 “El programa de Chagas de la Provincia del Chaco dispone de 3 móviles, dos de los cuales pertenecen a modelos de la década del 80 o menos y que dado su uso y condiciones requieren continuamente de mantenimiento y reparaciones. Cada móvil puede trasladar una brigada de 3 operarios. A su vez, se estima que cada brigada puede abordar hasta un máximo de 5 viviendas por jornada laboral dependiendo del tamaño de las mismas. Con los recursos que se disponen, se requerirían más de 9.000 días para alcanzar a realizar un ciclo de rociado…”. Esta confesión formó parte del informe rendido por el Estado  

 

A dos años de semejante revelación, el Programa de Chagas de la Provincia del Chaco  cuenta con tres camionetas de simple tracción y simple cabina, una de las cuales estaría fuera de uso porque habría volcado en El Impenetrable. Estos vehículos pueden trasladar a dos operarios en cada caso, no tres como se describe en el informe, o sea que  cumplido el 50% del tiempo estipulado para la implementación del Plan Estratégico 2013/2016 no se produjeron cambios positivos, sino por el contrario se informa que en el año 2014 se efectuaron 440 tratamientos

 

En materia de tratamientos a los enfermos,  se produjo otra revelación sorprendente. Se informó que en el período 2007/2012 se realizaron 2.354 tratamientos sobre una población de más de 1 millón de habitantes, lo que constituye un dato alarmante y demostrativo de la falta de eficacia y eficiencia del sistema sanitario para implementar el Plan Estratégico. Además, informaron que “existen brechas entre los pacientes diagnosticados y tratados que se relacionan a una irregular disponibilidad de la medicación, a la falta de sustentabilidad de las acciones de control vectorial que inciden en la conducta médica de no tratar hasta tanto se asegure el cese de transmisión vectorial, y a la falta de actividades de educación médica continua”. Este reconocimiento comprueba que los tratamientos son fallidos dado que el gobierno de Chaco, según lo establece la Ley 26.281, es  el que  se debe encargar de solicitar  -en tiempo y forma-  ante Nación  las entregas o  suministros necesarios, especialmente de la medicación antiparasitaria para realizar el tratamiento que es obligatorio y gratuito, marcando las pautas de tratamiento y seguimiento de la Enfermedad de Chagas Mazza, además de ocuparse de la educación médica continua de los profesionales afectados al sistema

 

Fracaso en las metas y financiamiento del control vectorial

 

En la foja 32 se informó sobre los objetivos del Plan: “alcanzar un estado avanzado de control vectorial de la enfermedad de Chagas en todo el ámbito provincial. Disminuir la morbimortalidad asociada a la enfermedad de Chagas”.

 

Es evidente que nada se ha logrado en términos de resultados positivos aún cuando se agotó la mitad del plazo de implementación y de ejecución del Plan Estratégico 2013/2016. Como se planearon y marchan las acciones, es posible entender que al cabo del vencimiento del Plan, el Mal de Chagas continuará robusteciéndose porque se continuará con la inercia del actual rumbo, aunque no podemos dejar de considerar la posibilidad de que se corrijan los errores, desaciertos y graves omisiones (falta de gestión eficiente) en los casi dos años que quedan por delante.

 

A fojas 33/47 se mencionaron las metas y  presupuesto  que resultan de dudoso cumplimiento tomándose en cuenta el fracaso apuntado desde el inicio de la implementación del programa, no obstante lo cual si se corrigieran los errores se podrían obtener mejores resultados, que serán modestos o moderados por el condicionamiento que supone todo lo mal gestionado desde el 2013.

 

El presupuesto para el 2013 del Plan debería ser re-evaluado y verificado para cotejar los costos beneficios, sin que se pierda de vista que han sido negativos los resultados acumulados en el período 2013/2014.

 

Propusimos soluciones que no son escuchadas

 

Aproximándonos a una solución de contingencia, que se podría aplicar hasta que se formule,  implemente y se ejecute una política de Estado en materia de Mal de Chagas aportamos algunas sugerencias con la finalidad de contribuir en la contingencia a mitigar las nefastas consecuencias que la enfermedad de Chagas Mazza  provoca en la comunidad. La Enfermedad de Chagas Mazza está tan lejos de ser invencible, como lo está la decisión política de los gobernantes de turno de enfrentarla, entendiendo -de una buena vez- que no mueren pobres, marginados, seres casi invisibles, sino que  mueren personas.

 

El primer gran escollo al hablar de esta enfermedad lo pone al descubierto una carta que Carlos Chagas envió a Salvador Mazza en 1928. Hicimos foco en dos frases: “…a los gobernantes les produce tremenda desazón pues es testimonio de incapacidad para resolver un problema tremendo”.“…Hable de esta enfermedad y tendrá gobiernos en contra”. Y de esto precisamente se trata. En 105 años no ha habido un gobierno, sea del color que fuere, que tomara verdadera conciencia de la situación y encarara el control de la enfermedad de Chagas Mazza de la única forma que permita derrotarla. Es que no han considerado que se debe planificar un programa de abordaje multisectorial basado en tres acciones fundamentales, que si no son desarrolladas en forma sincronizada y simultánea, torna imposible una acción integral y eficiente para luchar contra esta silenciosa y cruel enfermedad.

 

Las acciones indispensables que se deben desplegar

 

En la propuesta formulada por el Centro Mandela destacamos que se debe combatir la ignorancia; cubrir las necesidades básicas insatisfechas y actuar sobre la vivienda con efectivos, periódicos y continuos planes de fumigación y mejoramiento de las mismas, mientras se tome la decisión política para ejecutar un verdadero plan de viviendas antivinchucas, de los que hay muchos muy bien pensados por reconocidos profesionales.

 

Analizamos cada punto, intentando dar la solución más práctica y económica, con la total convicción de que si no se actúa no es porque la endemia sea “imparable”, sino por la falta de decisión política, la negligencia, la indolencia o la indiferencia de los gobernantes, que no comprendieron que la Enfermedad de Chagas Mazza debe ser abordada en forma global y multisectorial, con políticas a corto, mediano y largo plazo.

 

Se debe combatir la ignorancia. No se puede pelear contra un enemigo al que no se lo “interpreta” o, al menos, del que se desconoce su verdadera fuerza. Crea gran angustia ver que los pobladores de El Impenetrable conviven con las vinchucas con total naturalidad, cuando lo ideal sería conseguir que la población, toda, tome conciencia de las condiciones sanitarias en las que se encuentra cautiva, manteniendo vigente dicha concientización hasta alcanzar un estado en el cual la necesidad de mejorar las viviendas surja de la misma comunidad y se implemente la solución con la correspondiente asistencia del Estado. Claro que esto crea problemas a la hora de analizar políticas, por ser la pobreza y la ignorancia los mejores aliados cuando se hace necesario manejar votantes y alistar punteros políticos.

 

En primer término, se debe lograr que los pobladores comprendan la importancia de erradicar totalmente el vector de todos los domicilios y peri domicilios, mediante su participación activa en talleres informativos y de capacitación, con la fuerte intervención de la comunidad y del sistema socio-educativo-sanitario. Esto se puede lograr en el corto plazo, instruyendo a los agentes sanitarios bilingües que existen en las distintas comunidades, a los restantes integrantes del sistema sanitario, a los maestros y a los referentes sociales, que coordinados permitirán el nacimiento de la “comunidad organizada”, cuya sinergia es valiosa en la etapa de construcción y de extraordinaria influencia en el ciclo de funcionamiento. En el largo plazo, la medida debe abordarse dándose estricto cumplimiento a la Ley 26.281/07,  que en el inc. i) del artículo 2 ordena “la inclusión en la currícula escolar en forma transversal y permanente de un programa educativo, actualizado y obligatorio sobre la enfermedad de Chagas, su transmisión y medidas de prevención.” Esto se debe implementar desde la escuela primaria, con medidas encaminadas a que la población toda entienda que es necesario un cambio en su condición social y sanitaria. El costo de abordaje a este primer problema es ínfimo, ya que se debe realizar con los cientos de agentes sanitarios bilingües que se encuentran diseminados por todo el territorio de El Impenetrable, la mayoría de los cuales están  desempeñando tareas de limpieza en los centros de salud, siendo ninguneados, en muchos casos, por su condición de indígenas. Naturalmente que a  tales agentes se les debe completar la capacitación dado que fueron preparados muy precariamente, quizás para que no se desempeñen de manera eficiente.

 

Se debecubrir las necesidades básicas insatisfechas. Esta segunda pata, en la que se apoya la Tripanosomiasis Americana, abarca un espectro tan amplio como la pobreza misma. Sería suficiente con lograr el suministro de agua potable y otras medidas higiénico- dietéticas que dificulten el anidamiento de las vinchucas en las viviendas y los estragos que el parásito produce sobre los cuerpos mal nutridos, cuando no desnutridos o anémicos, de los habitantes de las zonas endémicas, en especial  de la Región Sanitaria V. Es prioritario abordar el problema del agua potable en El Impenetrable.

 

En materia de mejoramiento de las viviendas, se debe desarrollar una forma económica de lograr “envolver” el techo de paja de los ranchos con el plástico negro o de otro color  que es muy común ver en los asentamiento del área urbano de Chaco, que cumpliría la doble función de evitar el paso de los insectos al interior, por entre la paja de los techos, y lograr el recupero de agua en las épocas de lluvia. En este tramo, vale la pena recordar  una frase del gran sanitarista argentino Dr. Ramón Carrillo: “Frente a las enfermedades que genera la miseria, frente a la tristeza, la angustia y el infortunio social de los pueblos, los microbios, como causas de enfermedad, son unas pobres causas.”

 

Se debe actuar sobre la vivienda. En las condiciones actuales, las viviendas rancho de la mayor parte de El Impenetrable chaqueño son el hábitat “natural” de la vinchuca, que en competencia con el hombre encuentra albergue durante el día y abundante comida durante la noche, convirtiendo al ser humano en un simple “usurpador”.

 

Dado que el Triatoma Infestans tiene un ciclo domiciliario y uno selvático y que casi todos los animales de sangre caliente son reservorios del Tripanosoma Cruzi, no existe a la fecha (como desde hace 105 años) ninguna manera de combatir la enfermedad si no logramos erradicar la vinchuca de las viviendas.  Para lograrlo, se debe actuar  tratando de conseguir que los pobladores transmuten esa forma casi complaciente de convivir con el vector, para así conseguir que ellos sean los artífices del beneficio que representa su expulsión del domicilio y peri domicilio. Para ello, como primer medida, práctica y económica, ya dijimos que se debe cubrir el techo del rancho con plásticos negros o de otro color.

 

Respecto al interior de la vivienda, se debe tender una tela “media sombra” a modo de cielo raso para evitar que las vinchucas se dejen caer por las noches para comenzar su ritual de alimentación, hasta tanto haya actuado el plan de fumigación y mejoramiento profundo de la vivienda. En cuanto al plan de fumigación, se debe realizar en el interior de la vivienda, al menos cada 4 meses con un piretroide (Deltametrina) en las dosis habituales y de la forma correcta,  En el exterior y peri domicilio, se debe rociar  de manera más frecuente en proporción  a las lluvias, lo que queda demostrado por serios estudios realizados en distintas partes del continente y por los pésimos resultados hasta acá logrados, motivo por el cual es imprescindible que las mochilas fumigadoras, los insecticidas y los elementos de seguridad estén en manos de la comunidad y no que ésta dependa de la voluntad del Plan Provincial de Chagas, que cuando decide efectuar un plan de fumigación, suele, por regla general, frustrarse porque no es desarrollado en tiempo y forma, sino desorganizada y discontinuadamente, sin un plan estratégico que tengan su base en la demografía social y la entidad sobresaliente de la cruda endemia del Mal de Chagas. La mayoría de las intervenciones son desordenadas, caóticas y absolutamente improductivas, en lo social y sanitario.

 

Sería un acto de inteligencia destinar al personal que se encarga actualmente de fumigar a una función de docencia y control, ya que poseen buenas condiciones humanas y técnicas; pero, se encuentra sistemáticamente superado por la quimérica tarea de fumigar la totalidad de las viviendas de la provincia, como lo reconoce el citado Plan Estratégico en forma tragicómica. Se debe preparar la comunidad para que participe en el rociado, construyéndosele un fuerte capital social enhebrado por la comunidad organizada.  Además, se debe instruir a los pobladores sobre la peligrosidad de la presencia de grietas en las viviendas ya que las preferencias del insecto son los lugares alejados de la luz, cálidos, sucios y aislados, como son los techos de paja, grietas de las paredes, colchones o ropa amontonada, objetos colgados en la pared y muebles que por largos períodos no son movidos y, básicamente, donde duermen los animales, muy especialmente las gallinas, por lo cual se torna imprescindible alejar de la casa los corrales y gallineros, evitándose que los animales domésticos vivan dentro de la vivienda. Es excluyente lograr el alisado de las paredes por dentro y por fuera, para dificultar el refugio y anidamiento de las vinchucas, lo que se logra con una mezcla de tierra y bosta de vaca o caballo, en una proporción de 2 a 1, debiéndose inculcar a los pobladores que los hábitos higiénicos son aliados insustituibles a la hora de combatir los insectos. Sin estas sencillas y económicas medidas, la batalla está perdida y los tratamientos médicos pasan a ser un simple paliativo dado el alto grado de re-infestación de las viviendas y de las repetidas veces que los moradores son “picados”.

 

Destacamos el cuadro que se vive a diario. Es sabido que un niño en quién se detecta la enfermedad puede curarse tras 60 días de tratamiento. La droga que se usa, el Benznidazol, fue desarrollada en los ´70. Ahora bien, el niño “curado” es devuelto al “rancho” donde esa misma noche o la que sigue es vuelto a picar y por ende vuelto a infectar con el parásito,  hasta que llega a adulto siendo portador de una enfermedad que tardará alrededor de 30 años en matarlo en forma silenciosa e inhumana.

 

Como conclusión, destacamos ante el gobernador  que si a estos ingredientes agregamos que el rancho alberga  hasta 200 vinchucas por metro cuadrado y la falta de información sumada a la pobreza extrema, y se suma  las grandes distancias que separan a la mayoría de los afectados de los centros de atención primaria, tenemos un cóctel mortal, tan nefasto  que según las estadísticas oficiales involucra a 2,5 millones de argentinos y da muerte a 10 personas por semana, estadística que nos permitimos sostener que la cifra de portadores podría sobrepasar los 5 millones y los muertos llegarían a 10 por día.

 

¿Dónde está la diferencia y las consecuencias?

 

Cuando cuestionamos el informe brindado por el Estado, el Centro Mandela señaló -en primer término- que  a las deficiencias en la confección de los certificados de defunción, de los que se extraen las estadísticas de muerte, que rara vez hacen constar como causa del fallecimiento la miocardiopatía chagásica. Luego, la que gran parte de los enfermos  son indocumentados o se encuentran perdidos en el medio del olvido. Por idiosincrasia o por lejanía, rara vez consultan un médico y cuando mueren son sólo una cruz en un certificado de defunción, cuando tienen la suerte de ser considerados “ciudadanos”. Sumado a esto, los datos con los que Nación realizó la mencionada y tan publicitada estadística se remontan a 1986, cuando Argentina tenía una población de 24 millones de habitantes. Hoy hemos casi duplicado esa cifra. Para finalizar, el último censo de Chagas fue efectuado hace más de 50 años. Entonces, honestamente ¿Puede ser válida alguna estadística bajo estas condiciones?

 

Tanto el Plan Nacional de Chagas como el Plan Provincial, o lo que es igual, tanto Nación como Provincia, se mueven dentro de un esquema “paternalista”, inconsistente y nefasto.  En la práctica, la figura vira a la de “padre ausente o abandónico” ya que no da al poblador las armas para poder hacer frente a este Mal que cobra tanta salud y vidas.

 

Catastro de enfermos de Mal de Chagas

 

Nuestras observaciones planteadas contra el informe brindado por el Estado chaqueño terminó con el requerimiento del Centro Mandela de que el gobierno confeccione el catastro de enfermos de Mal de Chagas, que hasta ahora no ha sido realizado y que no permite tener diagnosticado y censado a la totalidad de personas que enfermaron. Por la cruda realidad, los datos recogidos y la información obrante en poder de los estados de Chaco y Nación, señalamos que la falta de catastro impide  que se obtengan buenos resultados a través de la ejecución de los programas y planes de lucha contra este Mal.

 

Señalamos que la confección del catastro  integral de enfermos de Mal de Chagas debe ser iniciado inmediatamente y concluido en un plazo prudencial tomándose en cuenta los riesgos, daños y consecuencias  que genera esta endemia en el binomio salud/vida de los pobladores de la Provincia del Chaco, con epicentro en las regiones que concentran monte nativo, especialmente en la extensa región denominada El Impenetrable.

(informe difundido por Centro Mandela DD. HH.”Centro  de  Estudios  e Investigación  Social, www.centromandela.com E mail: info@centromandela.com)

saludos…Nelson Vilca comunicador originario 011-1536164751 www.pueblos-originarios.com.ar

 

desnutricion_ahora.jpgmid

bermejito 2

EL GOBIERNO DE CHACO MANIPULAN INFORMACIÓN SANITARIA

La opinión pública nacional comienza a conocer sobre el mal funcionamiento del sistema socio-sanitario en Chaco, a tal punto que diputados provinciales presentaron un proyecto para declarar en emergencia al Sistema Sanitario Público. Endemias duras como la desnutrición, la mal nutrición, el Mal de Chagas y la tuberculosis signan la situación social y sanitaria en esta provincia. Sin embargo, el Programa Nacional de Equidad Sanitaria Territorial y el sistema sanitario público chaqueño repiten su conducta de manipular informaciones vitales, alterando datos que de ningún modo pueden ocultar la cruda realidad existente.
En el documento adjunto esta vez analizamos la información errónea o falsa que hoy distribuye la oficina de prensa del gobierno de Chaco respecto al último Mega-Operativo sanitario compartido entre Nación y provincia.
Este es el documento que compartio con nosotros el Centro Nelson Mandela

EN LA LÍNEA DEL INDEC, EL PROGRAMA NACIONAL DE EQUIDAD SANITARIA TERRITORIAL Y EL GOBIERNO DE CHACO MANIPULAN  INFORMACIÓN SANITARIA

 

La estadística que dieron a conocer los responsables del Programa Nacional de Equidad Sanitaria Territorial es abiertamente errónea o falsa. En realidad, cuando hablan de “prestación” no se refieren a “pacientes”, lo que no fue aclarado con la intención de publicitar estadísticas irreales.

 

Es fácil demostrar que las cifras de “prestaciones” se deben dividir por 10 o más a la hora de traducirlas a número de pacientes. La opinión pública tiene derecho a saber que al ingresar un paciente al sistema inicia un recorrido de “facturación”, que comienza por la estación de enfermería en la que se le miden cinco (5) parámetros (tensión arterial, pulso, temperatura, estatura y peso). Esto, que en cualquier consultorio público o privado lo hace el médico como parte del examen del paciente, es considerado por los agentes que manejan la estadística del Programa Nacional de Equidad Sanitaria Territorial como cinco (5) “prestaciones”, lo que constituye una evidente manipulación. Luego, el paciente pasa a la consulta con el o los médicos, donde siguen generando “prestaciones”.

 

Consideremos un paciente hipertenso, a modo de ejemplo. A su ingreso al consultorio se le efectúa examen físico, electrocardiograma y, en algunos casos, un fondo de ojos. Esta metodología, que en todo paciente hipertenso que consulta por primera vez es de buena medicina que se efectúe, es considerado por la estadística del Programa como tres (3) “prestaciones” más. A partir de este allí, se suman tantas prestaciones como estudios son pedidos (inyectables, recetas, rayos, análisis y otros), con lo cual se manipula y abulta el número de asistencias prestadas.

 

“Usina de prestaciones”

 

Podemos apreciar que para las estadísticas un paciente es considerado una verdadera usina de prestaciones, siendo común que una simple consulta médica genere diez (10) o más prestaciones. Debemos agregar a esto que siendo la atención habitual de pésima calidad, sobre todo “humana”, en las zonas alejadas de los grandes centros los habitantes de la región que acuden a los Camiones Sanitarios tratan de aprovechar al máximo el día y concurren a varias consultas, produciéndose -de esta forma- un número muy elevado en la demanda de asistencia sanitaria.

Respecto al número de pacientes atendidos, casi sin riesgo de equivocación, puede sostenerse que no existe ninguna posibilidad material de atender 27.323 en catorce (14) días, o sea 1.952 pacientes por día, cifra que supera ampliamente las posibilidades del equipo que trabaja en los operativos

 

Acerca de las estadísticas del Programa por especialidades

 

En la especialidad de odontología, según el informe brindado por el gobierno de Chaco, se atendieron 3.149 pacientes, lo que da un promedio diario de 225, lo que resulta imposible que se haya concretado. Basta que recordemos nuestras visitas al odontólogo para darnos cuenta que un profesional o dos, que trabajen con un solo sillón odontológico, no puede atender 225 pacientes por día ya que aún haciéndolo las 24 hs. tendría un promedio de 6,40 minutos para cada uno. Si lo hace en una jornada habitual de 8 horas, la atención se reduce a 2 minutos por cada paciente.

 

Seguramente, se sumaron todos los arreglos que se hacen a una misma persona como diferentes prestaciones, que estadísticamente se habría traducido al número de pacientes. O sea que los responsables del Programa Nacional de Equidad Sanitaria Territorial y el Gobierno del Chaco falsearon las estadísticas.

 

En la especialidad de oftalmología, la elaboración de 1.281 lentes a un promedio de 92 diarios es perfectamente factible ya que es lo que habitualmente ven los oftalmólogos. Los técnicos ópticos poseen una gran experiencia y dedicación. Trabajan hasta altas horas de la noche para terminar el trabajo del día. Pero, se debe tener en cuenta que la mayoría de los adultos precisan dos pares de lentes; uno para ver de lejos y otro para ver cerca ya que no se confeccionan lentes bifocales, motivo por el cual el número de pacientes es mucho menor que el número de prestaciones.

 

Sin embargo, la posible falsedad de la estadística no termina allí, sino que abarca “otras prestaciones oftalmológicas”. Se informó que se asistió a 5.466 personas, a un promedio de 390 diarias. Cualquier otra prestación oftalmológica insume mucho más tiempo que la medición de la agudeza visual para pasar al laboratorio la receta de los cristales apropiados. Esto demuestra, objetivamente el error o la falsedad en el número de prestaciones informadas.

 

En materia de clínica médica, cardiología, pediatría, obstetricia, las cifras informadas son altas pero no imposibles de realizarse. Se ha comprobado la capacidad de trabajo de la médica clínica, la médica pediatra y la obstetra. No es imposible que logren mantener ese nivel de atención, aunque el desgaste sería mayúsculo. Además, no se informó si trabajaron más de un profesional en la atención.

 

En la especialidad de cardiología, es raro que no informaran los electrocardiogramas por separado, como se hace habitualmente, por lo que es razonable sospechar que el número de pacientes fue falseado a través de la sumatoria de los electrocardiogramas realizados.

 

En relación a la especialidad de obstetricia, posiblemente sumaron en el número de pacientes las prestaciones efectuadas a los mismos. Es difícil que una sola obstetra atienda a 107 pacientes diarios.

 

En rayos, mamografías, laboratorio, farmacia, conociéndose la calidad profesional de los profesionales es probable lograran la cantidad de atenciones informadas.

 

En enfermería, si dividimos por cinco (5) las 18.771 prestaciones informadas, este servicio habría beneficiado a 3.754 personas, con un promedio diario de 268 pacientes, cifra que es coherente a la hora de prorratearla entre las distintas especialidades, teniendo en cuenta que un mismo paciente aprovecha el día y recorre varios especialistas, de los que se desprenden ordenes para rayos, laboratorio y otros estudios complementarios.

 

 

Se atendieron 3500 pacientes

 

Con suma facilidad se ha demostrado el error o la falsedad de la información suministrada por el Programa Nacional de Equidad Sanitaria Territorial y el Gobierno del Chaco cuando afirmaron que se asistió a 27.323 pacientes en catorce (14) días. No obstante ellos, parece verosímil que se realizaran  35.711 prestaciones, si consideramos que cada paciente genera 10 o más de ellas.Dividiendo las 35.711 prestaciones por 10 da 3.571 para los 14 días, a un promedio de 255 pacientes, cifra muy cercana al número deducido en el servicio de enfermería.

 

Como podemos ver, empleando la lógica y algo de conocimiento, es fácil concluir que durante  los 14 días que  se extendiera el operativo fueron asistidos estimativamente 3.500 pacientes y no los 27.323 informados. El Programa Nacional de Equidad Sanitaria Territorial y el Gobierno del Chaco informaron errónea o falsamente. Es claro que con esta metodología informativa no resolverán la profunda crisis que atraviesa el sistema sanitario y, fundamentalmente, las demandas insatisfechas de amplios sectores sociales que no tienen acceso a la salud pública.

bermejito 2

Informe de la Relatora Especial sobre los derechos de los pueblos indígenas. 2014

Informe de la Relatora Especial sobre los derechos de los pueblos indígenas. Consejo de Derechos Humanos, 2014

A/HRC/27/52, 11 Agosto 2014

Consejo de Derechos Humanos
27° período de sesiones

Informe de la Relatora Especial sobre los derechos de los pueblos indígenas, Victoria Tauli-Corpuz

Resumen

Este informe de la Relatora Especial sobre los derechos de los pueblos indígenas se presenta al Consejo de Derechos Humanos en cumplimiento de sus resoluciones 15/14 y 24/9. Se trata del primer informe de Victoria Tauli-Corpuz, que asumió su mandato el 2 de junio de 2014. En él, la Relatora Especial presenta algunas consideraciones preliminares sobre el estado de aplicación de las normas internacionales relativas a los pueblos indígenas y sobre su concepción de su labor como Relatora Especial en ese contexto. El informe conlleva, en forma de adiciones, varios informes del Relator Especial anterior.

La Relatora Especial observa que hay una sólida base jurídica y normativa sobre la que progresar en la efectividad de los derechos de los pueblos indígenas, y que ha habido numerosos avances a este respecto, que la Relatora Especial espera examinar y documentar a lo largo de su mandato.

Con todo, los pueblos indígenas siguen afrontando numerosos retos en todo el mundo. Conforme a la resolución 15/14 del Consejo de Derechos Humanos, un aspecto esencial del mandato de la Relatora Especial es examinar los medios de superar los obstáculos existentes para la plena y efectiva protección de los derechos de los pueblos indígenas. Como punto de partida, y teniendo en cuenta que se trata de su primer informe al Consejo de Derechos Humanos, la Relatora Especial presenta sucintamente algunos de esos obstáculos, que se plantean en mayor o menor medida en todos los países en los que viven pueblos indígenas.

En la sección III del informe se presentan los obstáculos siguientes: a) los gobiernos que no reconocen o son reticentes a reconocer a los pueblos indígenas; b) las dificultades para definir medidas prácticas que den efectividad a los derechos; c) los procesos inconclusos de reconciliación y reparación de agravios históricos; d) la persistencia de actitudes negativas hacia los pueblos indígenas en el seno de las sociedades en las que viven; y e) las condiciones sociales y económicas que impiden a los pueblos indígenas el pleno ejercicio de sus derechos humanos.

Esta lista no es completa ni exhaustiva, y los obstáculos señalados están en muchos aspectos interrelacionados. Así y todo, ofrece un marco para entender en qué ámbitos hay que seguir trabajando y ayudar a concebir medidas de acción. La Relatora Especial es plenamente consciente de las dificultades que supone afrontar y superar esos problemas persistentes, pero espera ser capaz de avanzar en la eliminación de algunos de los obstáculos durante su mandato.

De conformidad con el mandato que le confió el Consejo, la Relatora Especial tiene la intención de trabajar en los ámbitos de los que generalmente se ocupan los titulares de mandatos de procedimientos especiales, a saber: la promoción de buenas prácticas, las evaluaciones de países, las comunicaciones sobre presuntas violaciones de derechos humanos y los estudios temáticos.

Al trabajar en esos ámbitos, la Relatora Especial coordinará sus actividades con los otros dos mecanismos de las Naciones Unidas con mandatos específicos sobre los pueblos indígenas y con los órganos de tratados y los sistemas regionales de derechos humanos. En toda esta labor, la Relatora Especial pretende seguir y reforzar las observaciones y las recomendaciones formuladas por sus predecesores. Aunque hay muchas cuestiones que merecen atención, para maximizar las repercusiones de sus investigaciones la Relatora Especial tiene la intención de centrar las labores concretas de los tres años que durará su mandato en las cuestiones relacionadas con los derechos económicos, sociales, culturales y ambientales de los pueblos indígenas.

Contenido

I. Introducción

II. Mandato de la Relatora Especial

III. Obstáculos persistentes para la plena realización de los derechos de los pueblos indígenas
A. El reconocimiento de los pueblos indígenas
B. Desafíos para la implementación de los derechos de los pueblos indígenas
C. Necesidad insatisfecha de reconciliación y reparación de agravios históricos
D. Persistencia de actitudes negativas y percepciones distorsionadas respecto de los pueblos indígenas
E. Condiciones económicas y sociales

IV. Comentarios preliminares sobre la visión de la Relatora Especial para el mandato

V. Conclusiones

I. Introducción


1. Este informe de la Relatora Especial sobre los derechos de los pueblos indígenas se presenta al Consejo de Derechos Humanos en cumplimiento de sus resoluciones 15/14 y 24/9. Se trata del primer informe de Victoria Tauli Corpuz, que asumió su mandato el 2 de junio de 2014. La Relatora Especial agradece al Consejo de Derechos Humanos que le haya confiado la importante tarea de desempeñar este mandato y se compromete a hacerlo de manera imparcial y constructiva con arreglo a los requisitos fijados por el Consejo. También da las gracias a los numerosos grupos y organizaciones indígenas que ya han colaborado con su mandato, afirma su sólido compromiso con su función de Relatora Especial y reconoce humildemente la responsabilidad que entraña.

2. En el informe, la Relatora Especial presenta algunas consideraciones preliminares sobre el estado de operacionalización de las normas internacionales relativas a los pueblos indígenas y sobre su concepción de su labor como Relatora Especial en ese contexto. El informe tiene cuatro partes.

En la sección II se ofrece información general sobre el mandato de la Relatora Especial.
La sección III trata de los problemas estructurales que obstaculizan la plena efectividad de los derechos de los pueblos indígenas.
En la sección IV se presentan algunas observaciones preliminares sobre la concepción y los ámbitos de trabajo de la actual Relatora Especial respecto de su mandato de tres años. Por último, en la sección V se presentan las conclusiones extraídas a partir de lo expuesto en el informe.

3. El informe conlleva, en forma de adiciones, varios informes del Relator Especial anterior: sus informes sobre la situación de los pueblos indígenas en Panamá (adición 1) y el Canadá (adición 2), y en el contexto de las industrias extractivas en el Perú (adición 3, que comprende un anexo sobre la propuesta de ampliación del proyecto de explotación de gas de Camisea).

La adición 4 contiene observaciones sobre las comunicaciones enviadas y las respuestas recibidas. Como se indica en el propio documento, las comunicaciones que figuran en ese último informe fueron enviadas por el anterior Relator Especial y contienen también sus observaciones y recomendaciones.
II. Mandato de la Relatora Especial

4. El mandato del Relator Especial sobre la situación de los derechos humanos y las libertades fundamentales de los indígenas fue establecido originalmente por la Comisión de Derechos Humanos en 2001 (resolución 2001/57) y posteriormente ampliado por la Comisión (Resolución 2004/62), por la Asamblea General (resolución 60/251) y por el Consejo de Derechos Humanos (resoluciones 5/1, 6/12, 15/14 y 24/9).

En 2010, el nombre del mandato pasó a ser Relator Especial sobre los derechos de los pueblos indígenas en virtud a la resolución 15/14 del Consejo. Los dos primeros titulares de mandatos fueron Rodolfo Stavenhagen, de México, y James Anaya, de los Estados Unidos de América. La Relatora Especial desea reconocer y honrar la destacada labor de sus predecesores y espera continuar construyendo sobre las importantes contribuciones que ellos han hecho para el avance de los derechos de los pueblos indígenas.

5. El Consejo de Derechos Humanos confió a la Relatora Especial el mandato para examinar los medios para superar los obstáculos para la plena y efectiva protección de los derechos de los pueblos indígenas; para identificar, intercambiar y promover las mejores prácticas; reunir, solicitar, recibir e intercambiar información y comunicaciones de todas las fuentes que corresponda, incluidos los gobiernos, los pueblos indígenas y sus comunidades y organizaciones, sobre presuntas violaciones de los derechos de los pueblos indígenas; y formular recomendaciones y propuestas sobre medidas y actividades apropiadas para prevenir y reparar las violaciones de los derechos de los pueblos indígenas (resolución 15/14 del Consejo).

En el desempeño de su mandato, la Relatora Especial debe coordinarse con otros órganos de derechos humanos, incluyendo el Foro Permanente para las Cuestiones Indígenas y el Mecanismo de Expertos sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas, así como con los órganos de tratados y los mecanismos regionales de derechos humanos. El Consejo de Derechos Humanos también solicitó a la Relatora Especial que preste especial atención a la situación de las mujeres y los niños indígenas, un aspecto de su mandato para el cual tiene la intención de dedicar particular atención, como se expone más adelante.

6. El principal marco normativo del mandato es la Declaración de las Naciones Unidas sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas, y el Consejo de Derechos Humanos pide específicamente en su resolución 15/14 que la Relatora Especial promueva dicha Declaración y los instrumentos internacionales relevantes para el avance de la derechos de los pueblos indígenas, según proceda.

Otros instrumentos que la Relatora Especial promoverá durante su mandato incluyen el Convenio de la Organización Internacional del Trabajo N º 169 (1989) sobre pueblos indígenas y tribales en países independientes, que ha sido ampliamente ratificados por los países de América Latina, por lo que es de especial relevancia en esa región.
También son importantes los principales tratados de derechos humanos de las Naciones Unidas, especialmente la Convención Internacional sobre la Eliminación de todas las Formas de Discriminación Racial, el Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos y el Pacto Internacional de Derechos Económicos, Sociales y Culturales, todos los cuales han sido objeto de interpretaciones autorizadas por los órganos correspondientes de supervisión de los tratados para proteger una serie de derechos de los pueblos indígenas.

7. A nivel regional, la Convención Americana sobre Derechos Humanos y la Declaración Americana de los Derechos y Deberes del Hombre también contienen disposiciones relevantes para los pueblos indígenas. Desde 2001, el sistema interamericano de derechos humanos ha ido desarrollando un rico cuerpo de jurisprudencia, sobre la base de esos instrumentos, que afirma los derechos de los pueblos indígenas a las tierras y recursos, el deber de los estados de consultar en el contexto del desarrollo de los recursos naturales, y el derecho de los pueblos indígenas a la participación política.

La Comisión Africana de Derechos Humanos y de los Pueblos también se ha ocupado más recientemente de los derechos de los pueblos indígenas en el caso relativo a los Endorois de Kenia y por medio de su Grupo de Trabajo sobre Poblaciones/ Comunidades Indígenas en África, establecido en 2000, que ha realizado varias misiones de investigación en países específicos para evaluar su situación de derechos humanos.

8. La Relatora Especial también recibió el mandato de la Asamblea General para participar en la reunión plenaria de alto nivel de la Asamblea General, que se conocerá como la Conferencia Mundial de los Pueblos Indígenas, en septiembre de 2014. En su resolución 65/198, en la que decidió organizar la Conferencia Mundial, la Asamblea General invitó a su Presidente a celebrar consultas abiertas con los Estados Miembros y los representantes de los pueblos indígenas y el Relator Especial.

Por consiguiente, los días 17 y 18 de junio de 2014, la Relatora Especial participó en una consulta interactiva convocada por el Presidente de la Asamblea General en Nueva York, en la que formuló observaciones sobre las cuestiones prioritarias para los pueblos indígenas en relación con el desarrollo y la elaboración de la agenda para el desarrollo post-2015. En una segunda resolución sobre la Conferencia Mundial (resolución 66/296), la Asamblea General decidió que la Relatora Especial debería participar en la mesa redonda interactiva durante la conferencia, que se centrará en el desarrollo de los pueblos indígenas y la agenda de desarrollo post-2015 . Como se señala con mayor detalle más adelante, ese es también es el tema al que la Relatora Especial dedica su primer informe a la Asamblea General.

9. A juicio de la Relatora Especial, la Conferencia Mundial representa una oportunidad importante para que los Estados reafirmen su voluntad de implementar los derechos de los pueblos indígenas y para celebrar negociaciones directas entre los Estados miembros y los representantes de los pueblos indígenas sobre importantes cuestiones pendientes. La Relatora Especial se ha comprometido a participar en todas las etapas de la planificación de la Conferencia Mundial y en el seguimiento de todo documento final a que dé lugar.
III. Obstáculos persistentes para la plena realización de los derechos de los pueblos indígenas

10. Existe una sólida base jurídica y política sobre la cual construir la implementación de los derechos de los pueblos indígenas, y ha habido numerosos avances, que la Relatora Especial espera examinar y documentar a lo largo de su mandato. Sin embargo, los pueblos indígenas en todo el mundo siguen enfrentando muchos desafíos. Como se señaló anteriormente, un aspecto central del mandato de la Relatora Especial es examinar las vías y medios para superar los obstáculos para la plena y efectiva protección de los derechos de los pueblos indígenas. Como un paso inicial, y teniendo en cuenta que se trata de su primer informe al Consejo de Derechos Humanos, la Relatora Especial desea identificar a grandes rasgos algunos de los obstáculos que se presentan en mayor o menor medida en todos los países en los que viven pueblos indígenas.

11. Los obstáculos identificados en la presente sección son los siguientes: (a) la deficiencia o la renuencia de los gobiernos para reconocer a los pueblos indígenas; (b) las dificultades para el desarrollo de medidas prácticas de implementación de los derechos; (c) los procesos inconclusos de reconciliación y reparación de errores históricos; (d) la persistencia de actitudes negativas hacia los pueblos indígenas en el seno de las sociedades más amplias en las que viven; y (e) las condiciones sociales y económicas que impiden a los pueblos indígenas el pleno ejercicio de sus derechos humanos. La lista, por supuesto, no es completa ni exhaustiva y los obstáculos identificados anteriormente están en muchos aspectos interrelacionados. Se señala, sin embargo, para proporcionar un marco para la comprensión acerca de dónde es necesario seguir trabajando y para ayudar en el desarrollo de medidas para la acción. La Relatora Especial es plenamente consciente de las dificultades que supone afrontar y superar esos problemas persistentes, pero espera ser capaz de avanzar en enfrentar algunos de los obstáculos en el transcurso de su mandato.

A. El reconocimiento de los pueblos indígenas
12. Un obstáculo para la implementación de las normas internacionales de derechos humanos relativos a los pueblos indígenas se refiere a cómo se aplica el concepto de “pueblos indígenas” en relación a determinados grupos, pues su aplicación puede hacerse de manera tanto sobre- o sub- incluyente: el marco de derechos indígenas puede aplicarse en relación con grupos que comparten características similares con los pueblos indígenas de todo el mundo y, en menor medida, a grupos que no las tienen. Es evidente que la situación de derechos humanos de los diversos grupos alrededor del mundo es diversa y compleja, y varía de país en país y de una comunidad a otra, sin embargo hay cuestiones y circunstancias que son comunes a ciertos grupos que generalmente se identifican como pueblos indígenas. A la Relatora Especial le preocupa que, al no reconocer a ciertos grupos como pueblos indígenas, los Estados y otros actores poderosos soslayen la aplicación de las normas internacionales y los mecanismos de protección que son más apropiados para hacer frente a los tipos de problemas de derechos humanos que tales grupos enfrentan en común con grupos que en todo el mundo son generalmente identificados como indígenas.

13. A ese respecto, la Relatora Especial desea enfatizar que esto no es un problema resultante de, o que puede ser resuelto por, intentando llegar a una definición internacional de “pueblos indígenas”. Como suele repetirse en la literatura sobre el tema, no existe tal definición. La Declaración de las Naciones Unidas sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas no intenta proporcionar una definición, aunque sí afirma que los pueblos indígenas tienen derecho a determinar su propia identidad o pertenencia conforme a sus costumbres y tradiciones (art. 33). Por su parte, el Convenio No. 169 (1989) de la Organización Internacional del Trabajo sobre Pueblos Indígenas y Tribales en Países Independientes se refiere a la autoidentificación “como un criterio fundamental para determinar los grupos a los que se aplican las disposiciones del presente Convenio” (art. 1, párr. 2) y se señala que la Convención se aplicará a aquellos pueblos “cuyas condiciones sociales, culturales y económicas les distingan de otros sectores de la colectividad nacional y que estén regidos total o parcialmente por sus propias costumbres o tradiciones”, y a aquellos que descienden de poblaciones pre-coloniales y que conservan todas sus propias instituciones sociales, económicas, culturales y políticas (art. 1, párr. 1).

14. La Relatora Especial observa con especial preocupación que varios Estados tienen criterios un tanto restrictivos en materia de reconocimiento de la condición de indígena. Eso puede dar lugar a concepciones sobre los derechos sobre las tierras, políticas de desarrollo socioeconómico, entre otros ámbitos, que pueden no contemplen las circunstancias, los problemas y las experiencias distintivas que enfrentan los pueblos indígenas, sobre todo en relación con la tierra, distintas culturas y modos de vida, la discriminación y la exclusión, y la desventaja. Los enfoques que no reconocen a los pueblos indígenas o no admiten que determinados grupos pueden enfrentar problemas particulares similares a los de otros pueblos indígenas del mundo, no permiten emplear herramientas y recursos claves que ofrece el marco internacional sobre pueblos indígena – un marco que fue elaborado, precisamente, para responder a las preocupaciones de los pueblos indígenas de una manera que tenga en cuenta sus contextos y experiencias distintivas.

15. La Relatora Especial es plenamente consciente de que se trata de un tema sensible en muchas zonas, especialmente en el contexto de África y Asia, en donde muchos grupos pueden ser considerados, en un sentido literal, indígenas o nativos de las zonas en las que siguen viviendo. El Grupo de Trabajo de Expertos sobre Poblaciones / Comunidades Indígenas en África de la Comisión Africana de Derechos Humanos y de los Pueblo abordó este problema y señaló acertadamente que “si el concepto de indígena está vinculado exclusivamente con una situación colonial, nos dejaría sin un concepto adecuado para analizar las relaciones estructurales internas de desigualdad que han persistido después de la liberación del dominio colonial “. Por consiguiente, el Grupo de Trabajo señaló que la comprensión del término pueblos indígenas “debe poner mucho menos énfasis en las anteriores definiciones que se centraban en la aboriginalidad … La atención debe estar en mayor medida en los planteamientos más recientes que se centran en la autodefinición como indígenas, que entraña una identidad claramente diferenciada respecto de otros grupos dentro de un Estado “.[1]

16. Por tanto, es necesario aplicar un enfoque flexible que tenga en cuenta los atributos principales que distinguen a los pueblos indígenas de los grupos minoritarios o de otras comunidades locales. A ese respecto, la Relatora Especial acoge con satisfacción y adopta el enfoque del Relator Especial anterior, un enfoque centrado en los derechos que plantea si el marco internacional relativo a los derechos de los pueblos indígenas resulta útil para tratar las problemáticas y las preocupaciones que enfrentan los grupos en cuestión. En particular, el Relator Especial anterior afirmó que el mandato es relevante para esos grupos “que son indígenas en los países en los que viven, que tienen identidades distintivas y formas de vida, y que se enfrentan a problemáticas de derechos humanos muy particulares relacionadas históricamente a diversas formas de opresión, como el haber sido despojados de sus tierras y recursos naturales y la negación de su expresión cultural “(A / HRC / 15/37 / Add.1, párr. 213). En cualquier caso, en consonancia con la práctica de otros mecanismos internacionales de derechos humanos y del anterior Relator Especial, la Relatora Especial no aceptará necesariamente prima facie la determinación de un Estado sobre la condición indígena de un grupo, sin tener en cuenta otros factores al examinar la situación específica de derechos humanos de un grupo dentro de un país en particular.

B. Desafíos para la implementación práctica de los derechos de los pueblos indígenas
17. Desde que se adoptó la Declaración de las Naciones Unidas sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas por la Asamblea General en 2007, su implementación sigue estando un tanto en una etapa formativa. Los Estados se enfrentan a diversas dificultades en la operacionalización de los derechos de los pueblos indígenas, que incluyen la falta de conciencia sobre los derechos y los estándares, dificultades en la identificación de pasos prácticos para la implementación, e interpretaciones contradictorias sobre el contenido de los derechos. Ciertamente, además de abordar las cuestiones identificadas en la presente subsección, también es necesario que los Estados demuestren voluntad política, capacidad técnica y compromiso financiero con el fin de que la operacionalización pueda tener lugar y tener éxito, aunque como Relatora Especial no voy a entrar en profundidad en aquellos factores aquí.

1. La falta de conciencia y comprensión de la Declaración de las Naciones Unidas sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas

18. Una cuestión inicial es la falta de conciencia y comprensión de la Declaración y otros instrumentos pertinentes entre los actores estatales y no estatales. En su primer informe al Consejo de Derechos Humanos, el Relator Especial anterior identificó varios mecanismos para la puesta en práctica de la Declaración, y recomendó específicamente a los Estados “hacer esfuerzos para crear conciencia [de la Declaración] y proporcionar capacitación técnica a funcionarios del gobierno, miembros del poder legislativo y de las instituciones nacionales de derechos humanos, autoridades judiciales y todos los demás agentes pertinentes, incluida la sociedad civil y los propios pueblos indígenas “(A/HRC /9/9, párr. 58). Aunque muchos Estados han hecho avances significativos en este sentido, dentro de otros Estados todavía hay un conocimiento muy insuficiente, entre los actores relevantes, acerca de las normas internacionales relativas a los pueblos indígenas.

2. Necesidad de esfuerzos de implementación concertados

19. No obstante, aun cuando las autoridades estatales tengan conocimiento de las normas internacionales, se necesita mayor orientación sobre cómo implementar las normas. Un primer paso es, sin duda, proceder en conjunto con los pueblos indígenas, a evaluar las necesidades, identificar las prioridades y elaborar planes estratégicos de acción con metas y plazos para su implementación. Labores de planificación que tengan en cuenta e incorporen medidas para implementar los derechos de los pueblos indígenas pueden tener lugar en el contexto general de educación, salud, vivienda, elecciones, gobernanza local, y estrategias de desarrollo de los recursos (véase A / HRC / 24/41, párrs . 49-51), así como en otras áreas. Involucrar a los pueblos indígenas desde el principio en la planificación permitirá agilizar la puesta en marcha de la implementación y evitar conflictos en el camino acerca de su desarrollo; sin embargo, este es un paso que suele pasarse por alto.

20. Como parte del proceso de planificación, líneas de base e indicadores también pueden servir como puntos de referencia para orientar la acción y medir los avances. Ellos pueden ser establecidos tanto a nivel internacional como nacional, a través de la creación de nuevos indicadores y nuevas formas de recolección de datos, o a través de la desagregación de los datos existentes para garantizar que las situaciones de los pueblos indígenas se entienden y sus necesidades son evaluadas. En el nivel más básico, los indicadores deben ayudar a detectar la discriminación, la desigualdad y la exclusión, y permitir que se hagan comparaciones entre los pueblos indígenas y otros grupos sociales. En cualquier caso, es esencial que los pueblos indígenas participen en la definición de los temas a tratar y los indicadores utilizados, y que se tengan en cuenta los puntos de vista de los propios pueblos indígenas sobre el bienestar y sus visiones para el futuro.

21. Por cierto, también es útil a ese respecto identificar qué medidas han tenido buen resultado para tratar de replicar las experiencias exitosas en otros contextos. Si bien no es ningún secreto que las buenas prácticas para la promoción y protección de los derechos humanos de los pueblos indígenas todavía son pocas y aisladas, están surgiendo ejemplos. Al respecto, un aspecto central del mandato de la Relatora Especial es la identificación de buenas prácticas, y espera contribuir a documentar las experiencias positivas en el transcurso de su mandato. Los Estados, los propios pueblos indígenas, las organizaciones no gubernamentales y el sistema de las Naciones Unidas también juegan un rol importante en el intercambio de experiencias sobre buenas prácticas donde se están produciendo, y deben aprovechar los procesos de presentación de informes ante los mecanismos internacionales de derechos humanos, tales como los órganos de tratados de las Naciones Unidas y el examen periódico universal, para resaltar ejemplos.

22. También es importante obtener informes sobre buenas prácticas y obstáculos desde diversos organismos, programas y fondos de las Naciones Unidas y otras instituciones multilaterales que tengan políticas sobre los pueblos indígenas en que se utilice la Declaración de las Naciones Unidas sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas como punto de referencia. En relación con ello está el grado de aplicación del enfoque de desarrollo basado en los derechos humanos para atender a las situaciones específicas de los pueblos indígenas. El entendimiento común de un enfoque basado en los derechos impulsado por la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas sobre Derechos Humanos, en colaboración con el Grupo de las Naciones Unidas para el Desarrollo, es un marco importante que vincula la agenda de desarrollo con los derechos económicos, sociales y culturales.

3. Interpretaciones contradictorias sobre el contenido de los derechos principales

23. Con todo, los pasos descritos anteriormente seguirán sin resolver algunas de las cuestiones más complejas relacionadas con la implementación de los derechos de los pueblos indígenas. Todavía hay interpretaciones contradictorias entre actores clave acerca del contenido de los derechos principales de los pueblos indígenas y discrepancias sobre cómo los derechos se han de aplicar en situaciones específicas, especialmente cuando hay derechos e intereses en pugna y se necesita llegar a un balance entre los distintos derechos. Las diferentes interpretaciones que de los derechos tienen los Estados, los pueblos indígenas, las empresas, las organizaciones no gubernamentales y otros agentes dan lugar a una aplicación desigual de las normas y obstaculizan los avances en la implementación de los derechos. La Relatora Especial ha observado que existen diferencias de interpretación sobre todo en relación con los derechos sobre las tierras y los recursos; el cumplimiento de la obligación de los Estados a consultar a los pueblos indígenas y obtener su consentimiento libre, previo e informado en los asuntos que les afectan; y la armonización de los sistemas de gobierno y justicia estatales y consuetudinarios indígenas.

24. La Relatora Especial observa que aún queda mucho trabajo por hacer para asegurar que los Estados y los pueblos indígenas logren encontrar un terreno común y llegar a acuerdo sobre las cuestiones más controvertidas. En ese sentido, Estados e indígenas a menudo suelen atrincherarse en sus posiciones y adoptan enfoques de confrontación, una tendencia especialmente notaria en el contexto del aprovechamiento de los recursos naturales.

25. A ese respecto, es esencial contar con la asistencia y orientación de los mecanismos internacionales de derechos humanos y otros expertos externos. En primer lugar, los actores internacionales y otros actores externos pueden ayudar a proporcionar orientación y una comprensión más profunda del contenido de las normas internacionales de derechos humanos. El mandato de la Relatora Especial puede desempeñar, y ya ha desempeñado, un papel crucial al respecto, al igual que la labor de otros mecanismos internacionales de derechos humanos, incluido el Foro Permanente para las Cuestiones Indígenas, el Mecanismo de Expertos sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas, las Naciones Unidas para los órganos de tratados y los mecanismos regionales de derechos humanos, y el trabajo de la Secretaría.

En segundo lugar, más allá de realizar análisis temático e interpretación de los derechos en particular, la colaboración del sistema internacional y otros expertos puede concretarse en proporcionar asistencia técnica, incluidos la mediación, para ayudar a los Estados y los pueblos indígenas a trabajar a superar los conflictos y los desacuerdos que surjan. En este segundo aspecto, en particular, puede trabajarse mucho más.

26. En situaciones en las que simplemente no se puede alcanzar un acuerdo y es necesario tomar decisiones, debe disponerse de mecanismos de recurso a nivel nacional e internacional. A nivel nacional, los tribunales nacionales están llamados a proporcionar esa función supervisora, aunque en algunos casos existe debate en cuanto a su eficacia. En el plano internacional, ya existen varios mecanismos encargados de supervisar que los Estados cumplan sus obligaciones, en particular los órganos de tratados, el proceso de examen periódico universal del Consejo de Derechos Humanos, los mecanismos regionales de vigilancia de los derechos humanos y el mandato del Relator Especial sobre los derechos de los pueblos indígenas. De esos mecanismos, sólo el mandato del Relator Especial se centra en supervisar cómo se respetan, protegen y se cumplen los derechos de los pueblos indígenas en particular.

C. Necesidad insatisfecha de reconciliación y reparación de agravios históricos
27. También dificulta el goce pleno y efectivo de los derechos de los pueblos indígenas el que todavía no se hayan adoptado medidas de reconciliación con los pueblos indígenas y de reparación de las violaciones de derechos humanos cometidas.
Los pueblos indígenas de todo el mundo en el pasado han sufrido violaciones masivas y sistemáticas de sus derechos humanos y esas violaciones tienen consecuencias que persisten en la actualidad y siguen afectando su situación de derechos humanos. Pese a ello, en la mayoría de los países en los que viven pueblos indígenas, aun no se han realizado esfuerzos significativos de reconciliación.
Sin esos esfuerzos será difícil para los pueblos indígenas superar sus situaciones de marginación extrema, y asegurar relaciones duraderas basadas en la confianza, el respeto mutuo y la colaboración entre los pueblos indígenas y los Estados en que viven.

28. No hay un camino único o vía rápida hacia la reconciliación, y la historia y el contexto de cada país harán necesariamente que las respuestas sean diferentes.

Sin embargo, el proceso suele incluir una primera etapa de reconocimiento de los agravios históricos.
En algunos países, los esfuerzos de reconciliación han incluido una presentación de disculpa oficial a los pueblos indígenas por agravios pasados o violaciones particularmente graves de los derechos humanos.
Por ejemplo, en 2008 el Gobierno de Australia se disculpó oficialmente ante los pueblos aborígenes, “por las leyes y políticas de sucesivos parlamentos y gobiernos que causaron profundo dolor, sufrimiento y pérdidas”, y en particular por “separar a los niños aborígenes y de las islas del Estrecho de Torres de sus familias, sus comunidades y su país”.[2] Del mismo modo, en 2008 el Gobierno de Canadá pidió disculpas ante los pueblos aborígenes por su actuación en el sistema de escuelas internados para indígenas, reconociendo que “la ausencia de una disculpa ha constituido un impedimento para la sanación de las heridas y la reconciliación” [3]. Otros estados que han pedido oficialmente disculpas son los Estados Unidos con respecto al sufrimiento histórico infligido a los indígenas americanos; Noruega y Suecia, en lo que respecta al tratamiento pasado de los pueblos sami; y Nueva Zelanda, donde las disculpas oficiales suelen formar parte de los acuerdos negociados en el marco del Tratado de Waitangi.
29. Cabe señalar que el carácter público de esas disculpas contribuye a su eficacia.
En un contraejemplo mencionado por el anterior Relator Especial en su informe sobre la situación de los pueblos indígenas en los Estados Unidos de América (A / HRC / 21/47 / Add.1), aunque el Gobierno dio un importante paso en 2010 al presentar una petición oficial de disculpas a los indígenas americanos en la que reconoció el mal proceder general del Gobierno, “curiosamente, las disculpas quedaron completamente diluidas en una ley de asignaciones de fondos para la defensa y, al parecer, pocos indígenas, y mucho menos la población en general, se enteraron” (ibid., párr . 74).
El reconocimiento público es fundamental por varias razones, en particular porque constituye un reconocimiento a las víctimas indígenas, lo que prueba un compromiso por parte del Estado de poner fin o remediar las violaciones, y educa al conjunto de la sociedad sobre la historia de maltrato a los pueblos indígenas y la actuación del Gobierno al respecto.

30. También son esenciales para la reconciliación las medidas positivas de reparación que remedien las manifestaciones contemporáneas de los daños.

En la Declaración de las Naciones Unidas sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas se exhorta repetidas veces al establecimiento de “mecanismos eficaces” de reparación en relación con una serie de derechos.
En efecto, como señaló el Relator Especial anterior en su primer informe al Consejo de Derechos Humanos, la Declaración en su conjunto puede ser entendida como un instrumento fundamentalmente de “reparación”, que tiene por objeto “reparar las consecuencias actuales de la denegación histórica del derecho a la libre determinación y de otros derechos humanos fundamentales consagrados en los instrumentos internacionales de aplicación general “(a / HRC / 9/9, párr. 36).
Específicamente, se exige la reparación de cualquier acción encaminada a privar a los pueblos indígenas de su integridad como pueblos distintos (artículo 8, párrafo 2 (a).); de toda acción que tenga por objetivo o el efecto de desposeerlos de sus tierras, territorios o recursos (artículo 8, párrafo 2 (b)..); cualquier forma de asimilación e integración forzosa (artículo 8, párrafo 2 (d)..); la apropiación de sus bienes culturales, intelectuales, religiosos o espirituales (artículo 11); la deprivación de sus medios de subsistencia (artículo 20, párrafo 2..); así como para el desarrollo, la utilización o la explotación de sus recursos minerales, hídricos u otros recursos (art. 32, párr. 2).

31. Tal vez la manifestación más clara de que aún se necesita reparación para los pueblos indígenas de todo el mundo es su persistente falta de acceso a sus tierras tradicionales y de seguridad en su tenencia.

Al respecto, en el artículo 28 de la Declaración se establece que “los pueblos indígenas tienen derecho a la reparación, por medios que pueden incluir la restitución o, cuando ello no sea posible, una indemnización justa y equitativa por las tierras, los territorios y los recursos que tradicionalmente hayan poseído u ocupado o utilizado y que hayan sido confiscados, tomados, ocupados, utilizados o dañados sin su consentimiento libre, previo e informado” y que esta compensación “consistirá en tierras, territorios y recursos de igual calidad, extensión y condición jurídica o en una indemnización monetaria u otra reparación adecuada”.
Aunque sin duda ha habido avances en los últimos decenios en la restitución de tierras a los pueblos indígenas y en la protección de sus bases territoriales existentes, aún queda mucho por hacer en casi todas partes. Por supuesto, hay varias maneras en que las restituciones de tierras pueden efectuarse y se han efectuado, como los decretos ejecutivos, las decisiones judiciales o los acuerdos negociados, aunque pueden surgir complicaciones, sobre todo cuando compiten intereses privados opuestos de terceros involucrados.

32. Finalmente, una reconciliación significativa también debe incluir medidas para garantizar la no repetición de las violaciones.

Ello es esencial para restablecer la seguridad y restaurar la confianza en el Estado y, de hecho es difícil concebir que los pueblos indígenas puedan realmente restañar sus heridas en un entorno en el que sigue habiendo violaciones.
Si bien los Estados han recorrido un largo camino para poner fin a las violaciones más graves de los derechos humanos infligidas a los pueblos indígenas, los abusos siguen ocurriendo en todos los países en los que viven.
Las violaciones actuales suelen constituir los asuntos más urgentes que atender y son a menudo el foco de atención del sistema internacional de derechos humanos. Sin embargo, hacer frente a estas violaciones no impide obrar por una reconciliación más profunda, todavía muy necesaria, mediante esfuerzos de reconocimiento y la reparación.

33. La Relatora Especial desea destacar que la aplicación de todas las medidas antes mencionadas no necesariamente garantiza que se produzca una verdadera reconciliación.

Un elemento esencial del proceso es también el cambio de las actitudes individuales y sociales, y la Relatora Especial es plenamente consciente de que no es una tarea fácil. En la sección siguiente se tratan problemas específicos al respecto. También cabe señalar que, en 2014, el Mecanismo de Expertos sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas continuó su estudio titulado “El acceso a la justicia en la promoción y protección de los derechos de los pueblos indígenas – la justicia restaurativa, los sistemas jurídicos indígenas y el acceso a la justicia para las mujeres indígenas, los niños y los jóvenes, y las personas con discapacidades “(véase A / HRC / EMRIP / 2014/3 / Rev.1), que incluye un examen de la justicia restaurativa y proporciona comentarios sobre el tema.

D. Persistencia de actitudes negativas y percepciones distorsionadas hacia los pueblos indígenas

34. La persistencia de las percepciones negativas respecto de los pueblos indígenas en el seno de las sociedades en las que viven, incluidos sus gobiernos, inciden en la reconciliación todavía pendiente e impiden la plena efectividad de los derechos de los pueblos indígenas. Como se expone más detalladamente a continuación, la Relatora Especial observa que hay diversas actitudes de este tipo hacia los pueblos indígenas: de las actitudes manifiestamente perjudiciales a la ignorancia o la infravaloración de las identidades y los modos de vida particulares de los pueblos indígenas y a la incomprensión de las razones por las que hay que proteger sus derechos.
Una o varias de estas actitudes pueden concurrir simultáneamente.
Todas ellas repercuten en las actividades que los Estados realizan para atender a las preocupaciones de los pueblos indígenas y en los propios pueblos indígenas, y pueden provocar que estos tengan una imagen negativa de sí mismos o que repriman su identidad indígena.

35. La discriminación persistente contra los pueblos indígenas tiene sus raíces en la percepción de superioridad de la población colonial y sus descendientes, percepciones que fueron históricamente acompañadas de leyes y políticas encaminadas a reprimir o eliminar la identidad indígena y a asimilar a los pueblos indígenas en la cultura dominante. En muchos países, las disposiciones constitucionales y las leyes contenían términos explícitamente racistas e impidían a los pueblos indígenas realizar algunas de sus actividades, como la celebración de ceremonias culturales y religiosas, y participar en la vida del Estado, por ejemplo a través del voto o la posesión de tierras. Algunos de los ejemplos más notorios son las políticas abiertamente encaminadas a eliminar o “erradicar” la identidad indígena separando a los niños indígenas de sus familias y comunidades y colocándolos en entornos no indígenas, y prohibiéndoles hablar sus propios idiomas o practicar sus tradiciones culturales..

36. Las leyes y políticas racistas de ese tipo han sido eliminados casi en su totalidad en todo el mundo y ya no se toleran. Sin embargo, cabe señalar que, hasta la fecha, los marcos jurídicos en algunos países siguen refiriéndose oficialmente a los pueblos indígenas como grupos tribales primitivos, infrahumanos o criaturas. En la mayoría de los países donde viven los pueblos indígenas, se han producido muchos avances en la promoción de los derechos de los pueblos indígenas, mediante la salvaguarda y el reconocimiento de sus distintas culturas y formas de vida y combatiendo las injusticias que aún perduran. Sin embargo, las leyes y políticas del pasado han dejado a su paso actitudes discriminatorias persistentes que distorsionan la percepción de los pueblos indígenas y obstaculizan su capacidad de prosperar como comunidades distintas, con sus culturas, tradiciones y forma de vida específicas. Esas actitudes son evidentes en los niveles individuales, sociales e institucionales y pueden ser perpetuados por figuras públicas, los medios de comunicación y la cultura popular, el lenguaje y el imaginario colectivo, e incluso por los manuales escolares de los niños.

37. Entre las actitudes negativas están la discriminación, los prejuicios y las concepciones estereotipadas de los pueblos indígenas, que pueden asumir formas diferentes, como la percepción de que sus culturas y tradiciones son atrasadas, primitivas o subdesarrolladas, o que los pueblos indígenas padecen problemas sociales generalizados muy arraigados, como el alcoholismo o la violencia contra las mujeres. Esas actitudes pueden conllevar la percepción de que los pueblos indígenas son incapaces de manejar sus propios asuntos o de que, sencillamente, el Estado puede hacerlo mejor, lo que da lugar a leyes y políticas paternalistas que limitan o eliminan el control de los pueblos indígenas sobre las decisiones relativas a sus propios asuntos, comprendidos sus sistemas de gobierno o justicia.

38. Por otra parte, los pueblos indígenas desaparecen casi del todo de la opinión y el discurso público y se vuelven invisibles a la cultura principal en los países en los que viven, haciendo que sus contribuciones a la historia y al presente social y composición cultural de esos países sean desconocidos o se subvaloren. Esto es especialmente evidente en los países en los que viven unos pocos pueblos indígenas o en los que viven en zonas rurales aisladas y donde la interacción con la sociedad mayoritaria es mínima. Esta invisibilidad dificulta la capacidad de los pueblos indígenas a acceder a las redes y medios de comunicación nacionales y para que sus voces sean escuchadas en los centros de decisión, y puede resultar en que la población no indígena hable en nombre de ellos o tome decisiones en su nombre sin contar con ellos.

39. Otros tipos de visiones distorsionadas sobre los pueblos indígenas demuestran una falta de comprensión de por qué y cómo deben protegerse los derechos de los pueblos indígenas. Es indudable que todavía son muchos los que en la población no indígena piensan que los pueblos indígenas no tienen más que integrarse en la cultura dominante, o “superar” el pasado y “mirar hacia delante”. En ese sentido, los pueblos indígenas pueden ser percibidos como receptores de prestaciones especiales y privilegios de los que no goza el resto de la población, lo que da lugar a sentimientos de resentimiento en el resto de la sociedad. Aun cuando esas concepciones no sean en apariencia perniciosas, pueden coartar el fomento de una protección diferenciada de los derechos y la adopción de medidas de discriminación positiva necesarias para reparar las situaciones persistentes de marginación y garantizar que los pueblos indígenas puedan sobrevivir como pueblos diferenciados.

40. Por último, la Relatora Especial también ha constatado casos en los que los intereses de los pueblos indígenas se consideran opuestos a los de la sociedad dominante. Así ocurre en particular en lo tocante al aprovechamiento de los recursos naturales. En lugar de centrarse en resolver los problemas planteados por los pueblos indígenas en relación con proyectos concretos, hay personalidades públicas y otros agentes que presentan a los pueblos indígenas como responsables del “bloqueo” de proyectos que podrían aportar beneficios económicos al conjunto del país o defensores de una oposición ideológica o categórica al aprovechamiento de los recursos naturales. En esas situaciones, en lugar de considerar que los intereses de los pueblos indígenas forman parte de los intereses del Estado y del conjunto de la sociedad, se percibe a los pueblos indígenas como una amenaza para los intereses nacionales. Sobra decir que este tipo de percepciones contribuye a un clima nada propicio al apoyo gubernamental y público a la promoción de los derechos de los pueblos indígenas.

41. Uno de los temas centrales de la Declaración de las Naciones Unidas sobre los derechos de los pueblos indígenas, plasmado en varios de sus artículos, es promover la eliminación de la discriminación de los pueblos indígenas. Concretamente, en el artículo 15 se establece que “los Estados adoptarán medidas eficaces, en consulta y cooperación con los pueblos indígenas interesados, para combatir los prejuicios y eliminar la discriminación y promover la tolerancia, la comprensión y las buenas relaciones entre los pueblos indígenas y todos los demás sectores de la sociedad”. Cambiar las actitudes y las percepciones asentadas no es tarea fácil, pero puede facilitarse en gran medida incrementando la participación de los pueblos indígenas en la adopción de decisiones mediante vastos programas de educación y concienciación y, lo que puede parecer obvio, haciendo que los propios gobiernos muestren voluntad de dar efectividad a los derechos de los pueblos indígenas. La Relatora Especial observa que el sistema de las Naciones Unidas puede contribuir a esas labores.

E. Las condiciones sociales y económicas

42. Las condiciones sociales y económicas de los pueblos indígenas, desventajosas en casi todo el mundo con respecto a la mayoría de la población de las sociedades en las que viven, constituyen un obstáculo para el pleno ejercicio de sus derechos humanos. Mientras no gocen de unas condiciones mínimas de bienestar, los pueblos indígenas no podrán prosperar verdaderamente manteniendo intactos sus derechos. Según un gran número de indicadores diferentes, los indígenas registran peores resultados que sus contrapartes no indígenas en materia de desarrollo, sobre todo en lo tocante a los niveles de pobreza, educación, salud, desempleo, condiciones de vivienda, agua potable y saneamiento.

43. Ciertamente, algunos países en los que viven pueblos indígenas afrontan enormes problemas de desarrollo y que estos pueblos son un grupo entre los muchos del país que tienen dificultades a ese respecto. Así y todo, los pueblos indígenas tienen problemas particulares y es necesario diferenciar las medidas encaminadas a subsanar las disparidades sociales y económicas de las dirigidas a otros grupos desfavorecidos..

44. Ante todo, es necesario comprender la relación entre las actuales situaciones de desventaja de los pueblos indígenas y el hecho de que históricamente se les hayan denegado sus derechos a la libre determinación, la tierra y los recursos, y a derechos conexos esenciales para su desarrollo económico y social. De hecho, el desarrollo en el mundo se ha producido históricamente, y aún se produce, a expensas de los pueblos indígenas; a menudo se los ha despojado de tierras y recursos en su detrimento y en beneficio del desarrollo ajeno.

Las medidas encaminadas a mejorar la situación social y económica de los pueblos indígenas deben tener esa historia en cuenta e intentar restituirles lo que han perdido, incluida una superficie de tierra suficiente para garantizar una base de desarrollo económico, y medios de ejercer su derecho a la libre determinación respecto de su desarrollo: numerosos estudios han mostrado que el creciente control de los pueblos indígenas sobre sus procesos internos de decisión redunda en unos mejores resultados de crecimiento económico.

45. Un factor adicional es que los pueblos indígenas suelen vivir en zonas rurales y aisladas, lo que complica la ejecución de programas y el suministro de servicios concebidos para atender a sus problemas sociales y económicos. Sobra decir que este problema no puede ni debe resolverse trasladando a los pueblos indígenas a zonas urbanas, como ha intentado hacerse en algunos países, lo que puede ocasionar la violación de diversos derechos humanos. En lugar de ello, hay que aplicar medidas que garanticen a los pueblos indígenas el goce de los mismos derechos sociales y económicos que otros sectores de la población, sin que tengan que sacrificar aspectos importantes de sus culturas y modos de vida, como el apego a sus tierras tradicionales.

46. Además, habida cuenta del carácter único de sus culturas y modos de vida, también debe señalarse que el desarrollo económico y social de los pueblos indígenas puede ser diferente del de otros sectores de la población.
Las respuestas encaminadas a resolver los problemas persistentes deben tener en cuenta factores especiales, como los idiomas, las tradiciones y las maneras de hacer de los pueblos indígenas, algo fundamental para que las medidas pertinentes tengan buenos resultados. Una manera de garantizar la adaptación de las culturas de los pueblos indígenas es su integración en la concepción y la elaboración de los programas. A ese respecto, en la Declaración de las Naciones Unidas sobre los derechos de los pueblos indígenas se hacen diversas referencias a la necesidad de que los pueblos indígenas definan sus propias prioridades de desarrollo y de que se los consulte e integre en el proceso de elaboración de programas estatales.

47. La Relatora Especial reconoce que mejorar las condiciones sociales y económicas de los pueblos indígenas puede ser uno de los problemas más difíciles que los Estados tengan que resolver. Su primer informe a la Asamblea General, que se presentará en octubre de 2014, se centrará en la cuestión del desarrollo, tratará de la agenda para el desarrollo post-2015 y expondrá varias opiniones sobre el desarrollo sostenible de los pueblos indígenas. Además, como se aborda más ampliamente a continuación, a lo largo de su mandato la Relatora Especial espera prestar especial atención a las cuestiones relacionadas con los derechos sociales, culturales, económicos y ambientales de los pueblos indígenas.

IV. Comentarios preliminares sobre la visión de la Relatora Especial para el mandato
48. De conformidad con el mandato que le confió el Consejo de Derechos Humanos, la Relatora Especial tiene la intención de trabajar en los ámbitos de los que generalmente se ocupan los titulares de mandatos de procedimientos especiales, a saber: la promoción de buenas prácticas, las evaluaciones de países, las comunicaciones sobre presuntas violaciones de derechos humanos y los estudios temáticos. Al trabajar en esos ámbitos, coordinará sus actividades con los otros dos mecanismos de las Naciones Unidas con mandatos específicos sobre los pueblos indígenas y con los órganos de tratados y los sistemas regionales de derechos humanos. En toda esta labor, la Relatora Especial pretende seguir y reforzar las observaciones y las recomendaciones formuladas por sus predecesores.

49. En el actual contexto mundial, en el que la comunidad internacional está elaborando la agenda para el desarrollo después de 2015, la Relatora Especial constata la importancia de supervisar la manera en la que los derechos de los pueblos indígenas al desarrollo, la tierra, los territorios, los recursos y la cultura, entre otros, se examinarán en esa labor mundial. Es consciente de que la integración del enfoque del desarrollo basado en los derechos humanos y la incorporación de los derechos humanos en las políticas generales siguen siendo bastante marginales en el conjunto de los programas mundiales y nacionales de desarrollo. Reflejo de esa realidad es la manera en la que los pueblos indígenas fueron en general dejados de lado en la concepción, las metas, los indicadores y la aplicación de los Objetivos de Desarrollo del Milenio.

50. Guardan estrecha relación con la agenda para el desarrollo los tratados y los acuerdos multilaterales y bilaterales de carácter mundial y regional sobre inversión y comercio suscritos por Estados en los que hay pueblos indígenas. Muchos de esos tratados y acuerdos repercuten directamente en la consideración y el uso de las tierras, los territorios, los recursos y los sistemas tradicionales de conocimiento de los pueblos indígenas. En el pasado, algunos pueblos indígenas participaron en las negociaciones del Acuerdo sobre los Aspectos de los Derechos de Propiedad Intelectual relacionados con el Comercio de la Organización Mundial del Comercio (OMC) debido a las repercusiones que podía tener en sus derechos al conocimiento tradicional, por ejemplo en relación con el uso de plantas medicinales. Algunos acuerdos que permiten la liberalización y la desregulación de leyes y políticas vigentes y tienen el efecto de menoscabar normas de derechos humanos, sociales y ambientales en vigor, pueden ser perjudiciales para los pueblos indígenas. Debe trabajarse mucho más para comprender cabalmente la manera en la que esos tratados y acuerdos pueden socavar o reforzar los derechos de los pueblos indígenas y el modo en el que configuran las trayectorias de los planes nacionales de desarrollo económico.

51. Habida cuenta del agravamiento de la crisis ambiental y de los esfuerzos cada vez mayores de la comunidad internacional para afrontarla, la Relatora Especial reconoce la necesidad de analizar los efectos de la crisis en los pueblos indígenas y velar por que las medidas encaminadas a mitigarlos no redunden en una mayor marginación de los pueblos indígenas y en nuevas violaciones de sus derechos. La Relatora Especial tiene la intención de examinar cómo afecta la situación ambiental a los derechos humanos de los pueblos indígenas y la manera en la que las decisiones, las políticas y los programas adoptados en el marco de acuerdos ambientales multilaterales tienen en cuenta los derechos y los problemas de los pueblos indígenas y sus contribuciones a la resolución del problema.

52. Es obvio que los acuerdos y los tratados de inversión económica y comercio actuales y futuros, así como las convenciones sobre el medio ambiente y la cultura, repercuten directamente en los derechos económicos, sociales, ambientales y culturales de los pueblos indígenas.

Aunque hay numerosas cuestiones que merecen un estudio temático, para maximizar los efectos de sus investigaciones, la Relatora Especial tiene la intención de centrar la labor que realizará en los tres años que durará su mandato en las cuestiones relacionadas con los derechos económicos, sociales, culturales y ambientales de los pueblos indígenas, entre ellas las siguientes:

• Las cuestiones de pobreza, desigualdad y desarrollo que afrontan los pueblos indígenas, en particular su derecho a determinar sus propias concepciones y estrategias de desarrollo, y la manera en que dichas cuestiones han de tratarse en el proceso de definición de objetivos de desarrollo sostenible y de elaboración de la agenda para el desarrollo después de 2015;

• La situación de los pueblos indígenas en cuanto a la salud, en particular las cuestiones de acceso a servicios de salud adaptados a su cultura, la medicina tradicional y el papel de los conocimientos, las innovaciones y las prácticas de curación indígenas a ese respecto;

• Las cuestiones relacionadas con el derecho de los pueblos indígenas a la educación, especialmente a la educación bilingüe e intercultural, y el acceso a servicios educativos apropiados que tengan en cuenta sus culturas;

• Las medidas de protección y promoción del patrimonio cultural y el conocimiento tradicional indígenas, en particular la creación de convenciones y procesos normativos relativos a la protección del conocimiento tradicional y el respeto del derecho a la cultura, y un aprovechamiento común justo de los beneficios derivados del aprovechamiento del conocimiento, las innovaciones y las prácticas de los pueblos indígenas;

• Los derechos económicos y sociales y otras cuestiones de derechos humanos que afectan a las mujeres y los niños indígenas en diversos contextos, como la migración, la trata de mujeres y niñas, los conflictos violentos, la economía informal y el trabajo infantil;

• Los efectos en los pueblos indígenas de las políticas y los programas de las instituciones financieras internacionales y regionales, los acuerdos de inversión y comercio multilaterales y bilaterales y la ayuda extranjera, especialmente en relación con la elaboración de proyectos que los afecten, incluidas las buenas prácticas en este tipo de cooperación;

• Los efectos en los pueblos indígenas de las políticas, los programas y las decisiones aplicados en el marco de acuerdos multilaterales sobre medio ambiente jurídicamente vinculantes [4] , particularmente en lo tocante a la manera en la que los derechos consagrados en la Declaración sobre los derechos de los pueblos indígenas, el Convenio Nº 169 (1989) de la OIT y otros instrumentos conexos de derechos humanos se protegen, se respetan y se ejercen en el marco de la aplicación de esos instrumentos en el plano nacional.

53. Aunque los anteriores titulares del mandato de Relator Especial integraron un eje de trabajo sobre las mujeres y los niños, también en sus visitas a los países, con arreglo a los mandatos establecidos por el Consejo de Derechos Humanos, las mujeres y los niños nunca han sido objeto de un informe temático. La actual Relatora Especial considera que es momento de corregir esta situación y reconoce la necesidad de coordinarse estrechamente con otros titulares de mandatos de procedimientos especiales, en particular los que se ocupan de cuestiones relativas a las mujeres y los niños, y con órganos de tratados como el Comité para la Eliminación de la Discriminación contra la Mujer y el Comité de los Derechos del Niño.

54. La evaluación de la situación de los pueblos indígenas en países concretos será un elemento crucial para que el mandato de la Relatora Especial sea exitoso. Como el tiempo y los recursos son limitados, esas visitas deberán prepararse cuidadosamente para maximizar sus resultados.

En el primer año de su mandato, la Relatora Especial espera realizar visitas a países de todas las regiones.
Observa que, además de visitar países del hemisferio norte como los países nórdicos, los Estados Unidos de América y el Canadá, los anteriores Relatores Especiales realizaron numerosas visitas a la región de América Latina.
La Relatora Especial es consciente de que ello obedece en gran medida a la buena disposición de los países de esta región a recibir visitas de los Relatores Especiales para examinar cuestiones relativas a los pueblos indígenas. Espera que los países de otras regiones, especialmente de Asia y África, muestren una disposición similar a lo largo de su mandato. La Relatora Especial también prevé que las visitas a países concretos sirvan para alimentar sus estudios temáticos.

55. El mandato de la Relatora Especial se basa en el establecimiento de una comunicación fluida con las organizaciones indígenas y en la recepción de comunicaciones de particulares e instituciones relativas a sus derechos humanos y sus libertades fundamentales.

La Relatora Especial ya ha redactado varias comunicaciones a gobiernos sobre cuestiones que le fueron señaladas, y recuerda que el Consejo de Derechos Humanos instó a los Estados a cooperar con los procedimientos especiales y ayudarles en el desempeño de sus tareas, a facilitarles oportunamente toda información necesaria y a responder sin dilación indebida a las comunicaciones que estos les transmitan (resolución 5/2, párr. 2).
En la medida en que lo permitan los limitados recursos disponibles, la Relatora Especial intentará también seguir con la práctica iniciada por el anterior Relator Especial de realizar visitas in situ para examinar a fondo casos específicos de denuncias de violaciones de derechos humanos que se pongan en su conocimiento.

56. Como se señaló anteriormente, la Relatora Especial espera contribuir a la operacionalización de los derechos de los pueblos indígenas por los siguientes medios: dar a conocer los derechos de los pueblos indígenas; contribuir a elaborar indicadores con los que evaluar los avances; seleccionar buenas prácticas; ayudar a encontrar puntos de convergencia entre las posiciones de los Estados y las de los pueblos indígenas; y ofrecer orientación en la interpretación de los derechos. En relación con los obstáculos señalados en la sección III sobre la persistencia de actitudes discriminatorias hacia los pueblos indígenas en la sociedad dominante, la Relatora Especial prevé que un componente esencial de su labor será dar a conocer entre la población general los derechos y las preocupaciones de los pueblos indígenas.

V. Conclusiones
57. Tanto a nivel internacional como nacional, existe una sólida base jurídica y política sobre la cual avanzar en la implementación de los derechos de los pueblos indígenas, y ha habido numerosos avances al respecto.

58. Sin embargo, todavía hay numerosos obstáculos que impiden que los pueblos el pleno ejercicio de los derechos humanos, observables en mayor o menor medida en todos los países en los que viven.

59. Un obstáculo para la aplicación de las normas internacionales de derechos humanos relativas a los pueblos indígenas tiene que ver con la aplicación del concepto de “pueblos indígenas” en relación con ciertos grupos.

60. Al no reconocer a ciertos grupos como pueblos indígenas, los Estados y otros agentes soslayan la aplicación de las normas internacionales y los mecanismos de protección más apropiados para tratar los tipos de problemas de derechos humanos que esos grupos comparten con los que en todo el mundo suelen considerarse grupos indígenas.

61. Es necesario aplicar un enfoque flexible que tenga en cuenta los atributos esenciales que distinguen a los pueblos indígenas de los grupos minoritarios u otras comunidades locales. Ese enfoque debe centrarse en los derechos en cuestión y examinar si el marco internacional relativo a los derechos de los pueblos indígenas resulta útil para tratar las problemáticas y las preocupaciones que afrontan los grupos interesados.

62. Un segundo obstáculo consiste en las dificultades que tienen los Estados para en la operacionalización de los derechos de los pueblos indígenas. Esas dificultades se relacionan con la falta de conocimiento de los derechos y las normas; dificultades en la identificación de pasos prácticos para la implementación; e interpretaciones contradictorias del contenido de los derechos.

63. Con respecto a las dificultades que entraña la identificación de pasos prácticos para la implementación, es importante que los Estados, junto con los pueblos indígenas, procedan a una planificación estratégica, elaboren mecanismos de seguimiento e indicadores, y seleccionen las medidas que han dado buenos resultados e intenten replicar las experiencias exitosas.

64. Un tercer obstáculo para la plena y efectiva realización de los derechos de los pueblos indígenas es la falta de adopción de medidas de reconciliación con los pueblos indígenas y de reparación de las violaciones de derechos humanos cometidas en el pasado.

65. No hay un camino único o vía rápida de reconciliación, y la historia y el contexto de cada país harán necesariamente que las respuestas sean diferentes. No obstante, el proceso suele entrañar el reconocimiento de los agravios históricos, la adopción de medidas positivas de reparación y de resarcimiento de las manifestaciones contemporáneas de los daños pasados y la aplicación de medidas que garanticen que las violaciones no se repitan.

66. Un cuarto obstáculo a la plena efectividad de los derechos de los pueblos indígenas, asociado a las labores inconclusas de reconciliación, es la persistencia de percepciones negativas de los pueblos indígenas en el seno de las sociedades en las que viven, incluidos sus gobiernos.

67. Entre esas percepciones negativas están la discriminación, los prejuicios y las concepciones estereotipadas de los pueblos indígenas; las actitudes que vuelven invisibles a los pueblos indígenas para las sociedades dominantes de los países en los que viven, haciendo que sus contribuciones a la historia y la configuración social y cultural del presente de esos países se desconozcan o se minusvaloren; la incomprensión de las razones por las que hay que proteger los derechos de los pueblos indígenas y los métodos para conseguirlo; y la percepción de que los intereses de los pueblos indígenas se oponen a los de la sociedad dominante.

68. Finalmente las condiciones sociales y económicas de los pueblos indígenas, desventajosas en casi todo el mundo con respecto a la mayoría de la población de las sociedades en las que viven, constituyen un quinto obstáculo a su pleno ejercicio de los derechos humanos. Mientras no gocen de unas condiciones mínimas de bienestar, los pueblos indígenas no podrán prosperar verdaderamente manteniendo intactos sus derechos.

69. La Relatora Especial es plenamente consciente de lo difícil que es afrontar y superar los problemas persistentes, pero espera poder avanzar en la eliminación de algunos de esos obstáculos a lo largo de su mandato.

70. Además, la Relatora Especial se propone llevar a cabo su trabajo en los ámbitos de los que generalmente se ocupan los titulares de mandatos de procedimientos especiales, a saber: la promoción de buenas prácticas, las evaluaciones de países, las comunicaciones sobre presuntas violaciones de derechos humanos y los estudios temáticos..

71. Aunque hay muchas cuestiones que merecen estudios temáticos, para maximizar los efectos de sus investigaciones la Relatora Especial tiene la intención de centrar sus esfuerzos en los próximos tres años de su mandato en las cuestiones relacionadas con los derechos económicos, sociales, culturales y ambientales de los pueblos indígenas.

NOTAS

[1] African Commission on Human and Peoples’ Rights, Report of the African Commission’s Working Group of Experts on Indigenous Populations Communities, submitted in accordance with the “Resolution on the Rights of Indigenous Populations/Communities in Africa”, adopted by the African Commission on Human and Peoples’ Rights at its 28th ordinary session (2005), pp. 92–93.

[2] La transcripción y la información adicional sobre la petión de disculpas están disponibleshttp://australia.gov.au/about-australia/our-country/our-people/apology-to-australias-indigenous-peoples.
[3] La información adicional sobre las disculpas está disponible en www.pm.gc.ca/eng/news/2008/06/11/pm-offers-full-apology-behalf-canadians-indian-residential-schools-system.
[4] Entre otros, la Convención Marco de Naciones Unidas sobre Cambio Climático, la Convención sobre la Diversidad Biológica, la Convención de las Naciones Unidas de Lucha contra la Desertificación y el Convenio sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestre.
2-ayi

entrevista a Nelson Vilca por el diario del Chaco sobre la situación del pueblo Qom en Chaco

Nelson Vilca, investigador indígena, recorrió El Impenetrable

“Más allá del aprovechamiento político la desatención sanitaria en la zona de Villa Río Bermejito es real”, aseguró Nelson Vilca, comunicador indígena e investigador en derechos humanos que recorrió distintos parajes y ciudades de la zona del Impenetrable en los últimos días. Analizó la situación en relación con otras regiones de América Latina, durante un relevamiento en la provincia, acompañado por Rolando Núñez del Centro de Estudios Sociales y Derechos Humanos Nelson Mandela.

“En Chaco se desvincula y se minimiza la situación de los pueblos originarios”, aseguró Vilca, agregando que el fallo judicial de la Corte Suprema aprobado en el 2007 sigue en pie pero no se efectiviza, “ahora como murió un niño, todos se golpean el pecho, como si fuera el único, pero hay muchísimos casos” destacó.

Comentó también que vino en el 2008 y que la situación que se vive ahora “es la misma, son las mismas denuncias: el robo de elementos sanitarios descartables en el hospital, la persecución de los enfermos que se involucran con problemáticas como la tuberculosis, el uso individual de agua por parte de los mismos trabajadores del centro sanitario y el consumo personal del combustible que es destinado a la ambulancia”.
“Hay un robo constante del sistema sanitario y una desatención generalizada” sintetizó el investigador.

Aprovechamiento constante de Ias necesidades

Respecto de la situación general de los derechos humanos en la Argentina, Vilca expresó que “hay un ocultamiento: no se puede hablar ni discutir sobre la muerte constante por desnutrición, Chagas, tuberculosis, porque uno es perseguido”. En esa línea, se preguntó: “En qué Estado democrático uno es perseguido por denunciar el incumplimiento?”.
Dijo que se avanzó algo durante los primeros años después de fallo de la Corte Suprema pero que “esa ayuda ahora es ínfima o inexistente porque esos elementos ahora están rotos o en desuso”.

“En el Chaco se desvincula y se minimiza la situación de los pueblos originarios” (Foto Nelson Vilca).

“No debemos empezar de cero otra vez -dijo recordando el caso del niño qom fallecido hace casi un mes por padecer desnutrición y tuberculosis-, los derechos humanos son los de todos los días, no solamente cuando los medios difunden casos de muerte o falencias. Los derechos son de todos los días, de todos los gobiernos y de toda la gente” expresó.
En su paso por la provincia, Vilca también escuchó denuncias sobre acoso sexual, diciendo que “hay un aprovechamiento constante de las necesidades y de Ia vulnerabilidad de las personas, pero eso es en todos lados” resaltó.

¿Quién es y qué hace?

Nelson Vilca nació en Córdoba, es hijo de padre indígena y de madre blanca. Sus padres fueron vendidos cuando eran niños. El es acompañante terapéutico y su trabajo en las temáticas de violencia contra la mujer, abuso sexual, explotación infantil y persecución política, entre otras problemáticas sociales, comenzó en 1998 cuando trabajaba en un programa de radio relacionado a la danza y expresiones artísticas.
Así fue que comenzó a documentar situaciones de abuso, compra y venta de personas, maltrato, y este trabajo le permitió contactarse con organizaciones sociales de Bolivia, Colombia y Perú. “No hay resguardo para este trabajo” manifestó.
Con Rolando Núñez se puso en contacto desde el 2006, éste le permitió conocer la realidad de los pueblos originarios del Chaco. En el 2008 viajó por primera vez a Villa Río Bermejito y realizaron una investigación en conjunto.
Desde ahí comenzó a trabajar sobre situación de explotación sexual infantil y persecución política en Paraguay. Por estas investigaciones recibió amenazs, fue secuestrado y golpeado en varias oportunidades. En Bolivia trabajó por mucho tiempo en situaciones de servidumbre, logrando la liberación de más de 5 mil personas de los pueblos guaraníes.
La indagación sobre trata y tráfico produjo que en varias oportunidades el hombre fuera secuestrado e incluso que el año pasado intentaran acuchillarlo.
En la Argentina trabajó en Córdoba, Formosa y el Chaco, donde cuenta que le es muy difícil denunciar porque “hay una situación feudal, porque el gobierno, la policía y la justicia son primos hermanos. En estos lugares las denuncias caen en saco roto”, subrayó.
A pesar de la persecución y la situación de peligro que vive, dice que recibe mucho apoyo y pedido de colaboraciones de organizaciones internacionales o de canales como TeleSur.

Su vinculación con Evo Morales

Nelson Vilca trabaja con movimientos de pueblos originarios y movimientos campesinos. Esta tarea lo llevó a involucrarse con muchos dirigentes que son ministros o viceministros de Bolivia y así participó de asambleas nacionales.
Sobre Evo Morales opinó que “tiene buenas intenciones pero a veces es medio cabeza dura”. Además agregó que en muchas ocasiones no valora las críticas de los sectores a los que aún no se les respetan los derechos.
“Cuando decimos que hay mujeres que son perseguidas y violadas, está todo mal; cuando decimos que hay una ausencia y una falencia de investigación en los procesos de la dictadura, está todo mal; cuando decimos que hay una persecución del gobierno contra los dirigentes que reclaman la autonomía de los pueblos originarios, está todo mal. Entonces hay una censura a Ias opiniones”, concluyó.

NESTOR 1

NESTOR 2

 

vamos a llevar donaciones a las comunidades Qom y Wichis

estamos hablando constantemente con Felix Diaz y nos da informes de su situación peligrosa, de sufrir muchos atentados, no solo su comunidad, sino las otras comunidades de Formosa, por ello, este 23 y 24 de enero se realizara un encuentro en Formosa para lograr un consenso y una postura de todas las organizaciones de pueblos originarios de Formosa, para unificar esfuerzos y lograr la autodefensa, y este encuentro es solo para las comunifdades y los pueblos originarios que viven y son de Formosa.

Felix Diaz me invito y me autorizo para participar en este encuentro, y estaría partiendo la próxima semana, pero también estamos hablamos con algunas personas y nos están ayudando, pero al ver que nos quieren dar algunas ropa en Córdoba para entregar a las comunidades wichis, queremos pedir su ayuda para trasladar esas donaciones, la comunidad está cerca de Ingeniero Juarez en Formosa, de allí son 100 km mas, a campo adentro, es la comunidad El Potrillo, lugar de los dirigentes detenidos que entrevistamos en las Lomitas y por hacerte esto, luego sufrimos un ataque.

En el encuentro de pueblos originarios realizaremos un informe de situación de los reclamos de pueblos originarios, solo vamos como investigadores y comunicadores de pueblos originarios, que es lo que somos, también a través de un amigo de Buenos Aires, que tiene un taller en donde fabrica zapatillas, nos dará algunas zapatillas para entregar en la comunidad a donde vamos.
El Potrillo queda a 100 km de Ingeniero Juarez, que queda más cerca de Salta, que de la ciudad de Formosa, a lo mejor nos conviene ir desde Salta, eso estamos averiguando, por lo pronto Felix Diaz nos está esperando, ya le avisamos y está contento que vallamos, también una amiga nuestra que está en Bélgica está realizando con un abogado de derecho internacional, un escrito para realizar una denuncia a los organismos internacionales de derechos humanos, por esa razón nosotros estamos yendo a las comunidades para engrosar las denuncias, aunque ya lo habíamos hecho en agosto del 2014, lo realizamos junto a otras organizaciones en la Legislatura nacional, pero de esas denuncias, nada paso, por eso vamos a participar en la organización de un congreso de pueblos originarios de Formosa, que solo es para las comunidades de esa provincia, pero nosotros fuimos invitados para poder realizar un revelamiento de la actividad y participar en la seguridad y protección del congreso y de sus participantes.

Para aquellos que puedan ayudarnos pueden donar elementos que completen un botiquín de primeros auxilios, o lo que sea que sirvan para malestares comunes de una comunidad, que no tiene muchos recursos, pero si tiene un agente sanitario, con pocos elementos, nuestro cel es 011-1536164751 es una comunidad wichi de Formosa, nos vamos el 21 de enero para que nos alcances antes los medicamentos, calmantes, gasas, alcohol, curitas, agua oxigenada, pervinox, algodón, para bajar la fiebre, tafirol, termometro, amoxidal, ibuprofeno, actron o lo que tengas
saludos…Nelson Vilca
comunicador de pueblos originarios
hay gente en Bs As, Córdoba, y Jujuy para recibir las donaciones, solo deben llamar

el tel de Marcela en Bs As es 011-1521659146, para los que quieren ayudarnos pueden llamarla a ella, en Córdoba Capital 011-1536164751 Nelson Vilca, en Jujuy, en Tilcara, Marcelo 03544-15419680

 

saludos…Nelson Vilca (comunicador originario)

(nuestro cel es 011-1536164751)

www.pueblos-originarios.com.ar

También necesitaríamos ayuda para llevar las donaciones, si se te ocurre algo avisamos a nuestros teléfonos.

 

 

También podes ayudar realizando una donación por depósito o transferencia bancaria para poder  viajar y pagar los gastos:

Banco de la Nación Argentina
Titular: Nelson Edgardo Vilca
Caja de ahorro Nro.: 1525219029
CBU: 0110152830015252190297
DNI: 25080811
Sucursal: 9202 – Barrio. San Martín – Córdoba

Desde ya muchas gracias por su aporte.

Nelson Vilca

1623557_10203474614444855_1257005599031719560_n

 

https://www.youtube.com/watch?v=WmdTWRvylPE
entrevista a un agente sanitario wichi en Formosa por nelson vilca en una comunidad llamada Colonia San Francisco que esta a 6 km de Las Lomitas (Formosa-Argentina), el nos habla de los problemas que tiene la comunidad. mas info en http://pueblos-originarios.com.ar/
 
https://www.youtube.com/watch?v=djXER7D9YJQ
entrevista de nelson vilca a Rolando Nuñez sobre la realidad de los pueblos originarios en Chaco y Formosa, en especial de los pueblos originarios Wichi y Qom.

 
https://www.youtube.com/watch?v=9DcjVIBBPBw
discurso del comunicador e investigador de derechos humanos Nelson Vilca que relata y denuncia el ataque a la comunidad Wichi el 1 de Agosto a la Colonia Francisco Muñiz(comunidad Wichi) cerca de Las Lomitas-Formosa
 
http://www.encuentro.gov.ar/…/encuentro/programas/ver…
esta es la comunidad a donde vamos, por cierto no es un lugar de turismo, ya nos atacaron con palos y cadenas y armas de fuego en agosto cuando fuimos a hacer nuestro trabajo de denuncia, y ahora esta mas peligroso, pues sufrieron varios ataques con armas de fuego y machetes, entonces vamos con sumo cuidado y con un alto riesgo para nuestra seguridad, no vamos de turista para sacar fotos, si no que vamos a identificar las problemáticas y denunciarlo, a costa de nuestra seguridad.
 Gracias por todo……..Nelson Vilca
URDIMBRE PRODUCCIONES
comunicación e investigación en DDHH

.
“especialización en temas de trata de personas, violencia de genero, conflicto de pueblos originarios de Latinoamérica y persecución politica”
Área de trabajo: Argentina, Bolivia, Paraguay y Uruguay desde 1998.
 
Cel en Argentina: 011-1536164751
marcado internacional
(0054)-9-11-36164751 (Bs.As.)